28 de noviembre de 2020
30 de septiembre de 2006

Uruguayos y estadounidenses buscan profundizar en las relaciones comerciales

MONTEVIDEO, 30 sep. (EUROPA PRESS)

Uruguay y Estados Unidos comienzan el lunes las negociaciones para profundizar la relación comercial, pero con una abrupta modificación del escenario que descartó un tratado de libre comercio (TLC) y buscar otra vía lenta.

La delegación estadounidense estará encabezada por el representante comercial adjunto para América latina Everett Eissenstat y la uruguaya por el ministro de Economía Danilo Astori.

No se conoció ningún comentario de Astori sobre el cambio de escenario.

La decisión de ir a las negociaciones a través de un Acuerdo de Comercio e Inversiones (TIFA por sus siglas en inglés), la anunció el presidente Tabaré Vázquez que, por partes iguales, recibió aplausos y críticas.

El canciller Reinaldo Gargano expresó que la decisión del presidente no determina "ni ganadores ni perdedores", en alusión a las diferencias en la coalición de gobierno sobre el TLC.

El ex presidente Luis A. Lacalle (1990-1995), del partido Nacional, dijo que el gobierno "no tiene seriedad en el manejo de las relaciones comerciales con los Estados Unidos" y sostuvo que "se perdió una oportunidad histórica".

La oposición a un TLC con Estados Unidos la encabeza el ortodoxo partido Comunista, sectores socialistas, sectores sindicales y la extrema izquierda.

Sin embargo, no hubo ninguna prevención ni oposición cuando Uruguay suscribió un TLC con México.

Estados Unidos se convirtió en el principal comprador de productos uruguayos, en particular la carne bovina, dentro de una corriente comercial bilateral de alrededor de 1.000 millones de dólares.

El canciller brasileño Celso Amorim advirtió en junio al gobierno uruguayo sobre los riesgos de ir a un TLC con Estados Unidos por fuera del Mercosur.

El Mercosur, Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y Venezuela, reglamentó que toda negociación extra zona debe hacerse en bloque y no bilateralmente como era el caso de Uruguay. Sin embargo, hubo excepciones y autorizaciones como para un TLC con México.

Tanto Vázquez como Astori han criticado el funcionamiento del Mercosur e incluso el ministro dijo recientemente en San Pablo que "no hay libre comercio" en el Mercosur.

No obstante, al mismo tiempo, se asegura que Uruguay no se marginará del bloque.