26 de mayo de 2019
  • Viernes, 24 de Mayo
  • 30 de diciembre de 2008

    Economía/Laboral.- Granado avanza que el ajuste en la construcción se ha cobrado medio millón de empleos en 2008

    Dice que, pese a que los datos de afiliación de 2008 serán peores de lo esperado, la Seguridad Social mantiene un superávit "confortable"

    MADRID, 30 Dic. (EUROPA PRESS) -

    El secretario de Estado de Seguridad Social, Octavio Granado, avanzó hoy que, a falta de que el próximo 5 de enero se publiquen los datos del paro del mes de diciembre, el sector de la construcción cerrará el año con "medio millón de personas menos trabajando" en comparación con 2007.

    En declaraciones a Onda Cero recogidas por Europa Press, Granado apuntó que el ajuste en este sector ha sido "fuerte" a lo largo de 2008, si bien se mostró esperanzado y aseguró que es "razonable" esperar una moderación de esta tendencia a lo largo de 2009, de la mano de la industria y los servicios.

    Según datos del Ministerio de Trabajo e Inmigración, el repunte más elevado del paro en el mes de noviembre ya correspondió, en valores relativos, a la construcción, con 40.453 desempleados más (+8,4%). Asimismo, en términos interanuales, el 'ladrillo' fue el sector donde más subió el paro en términos relativos, con un aumento en su número de parados del 106,7%, equivalente a 268.464 desempleados más.

    En términos más generales, el secretario de Estado de la Seguridad Social indicó que los datos de afiliación a la Seguridad Social del cierre de año serán "mucho peores" que los inicialmente previstos, especialmente en lo que se refiere a contratos temporales de corta duración.

    PARO Y DÉFICIT, PRINCIPALES PREOCUPACIONES.

    En este contexto, Granado indicó que el desempleo y la merma de los ingresos tributarios por parte del Estado son "los grandes problemas" a los que se enfrenta el Gobierno y contra los que deberá seguir tomando medidas de ajuste fiscal e impulso del empleo a través de la inversión pública a lo largo de 2009.

    En este punto, Granado recordó que el Gobierno ha puesto a disposición de los ayuntamientos un fondo de 8.000 millones de euros para acometer inversiones que deberían generar hasta 250.000 nuevos empleos --frente a los 200.000 inicialmente previstos-- y que vendrían a "recuperar parte" de los empleos destruidos durante este año.

    Por otro lado, Granado incidió en que, a nivel estructural, el mercado laboral necesita reducir la "dualidad" que plantean los trabajadores con contrato indefinido y temporal. "En una empresa en la que todo el mundo tiene un puesto fijo, cuando las cosas van mal los trabajadores reducen la jornada o aceptan una congelación salarial...reparten el ajuste entre todos los trabajadores", apuntó.

    Sin embargo, prosiguió, en las empresas en las que hay trabajadores con contrato temporal, "el ajuste se concentra en estos trabajadores en forma de despido", lo que, a su juicio, "es muy injusto".

    LAS PENSIONES SE CONSOLIDAN.

    La buena noticia en la actual coyuntura es la salud de las cuentas públicas. Así, frente a los datos de destrucción de empleo, la previsión del Gobierno apunta a que "se cerrará el ejercicio con un incremento de los ingresos y gastos bastante similar". "No estamos previendo un descalabro de las cuentas públicas, sino todo lo contrario", aseveró Granado.

    "La previsión de liquidación habla de un superávit muy confortable para la Seguridad Social este año, lo que es una buena noticia para los españoles, porque habla de la consolidación del sistema de pensiones", apostilló.

    PRIMERA REUNIÓN CON TOXO EN ENERO.

    Por último, en cuanto a la primera toma de contacto con el nuevo secretario general de CC.OO., Ignacio Fernández Toxo, el secretario de Estado de la Seguridad Social avanzó que ambos mantendrán una reunión de trabajo durante la primera semana de enero, toda vez que el día 7 de enero se asignen las responsabilidades en la Ejecutiva del sindicato.

    En cualquier caso, Granado resaltó la "espléndida relación" mantenida con la anterior dirección de CC.OO. y su esperanza de que ésta se mantenga en la nueva etapa.