20 de noviembre de 2019
  • Martes, 19 de Noviembre
  • 29 de julio de 2009

    Economía/Laboral.- El retorno de los parados al empleo se moderó en el segundo trimestre, según un estudio

    MADRID, 29 Jul. (EUROPA PRESS) -

    El retorno de los parados al empleo se moderó en el segundo trimestre del año, al registrar un incremento mucho más leve de lo esperado, según se desprende de un el Observatorio Laboral de la crisis elaborado por Fedea tras analizar los últimos datos de la Encuesta de Población Activa (EPA).

    En concreto, sólo 26 de cada 100 desempleados del último trimestre consiguieron empleo, frente a los 23 que lo consiguieron en el trimestre anterior, periodo que se consideró como el trimestre en el que la crisis había "tocado fondo".

    Por colectivos, el estudio revela que los hombres y los trabajadores con altos niveles educativos son los que más probabilidad tienen de salir del desempleo, mientras que la nacionalidad no es un factor determinante en este sentido.

    Además, refleja que la duración del paro se manifiesta como factor más relevante para poder salir al empleo de nuevo, ya que los desempleados que llevan en el paro más de seis meses encuentran especiales dificultades para encontrar un nuevo puesto de trabajo.

    Por otro lado, el Observatorio destaca que en el segundo trimestre se suavizó ligeramente la caída del empleo, ya que cuatro de cada 100 trabajadores con empleo en el primer trimestre del año perdieron su puesto entre abril y junio, frente a los 4,8 trabajadores registrados en el anterior estudio.

    Por colectivos, los hombres perdieron su empleo con mayor facilidad que las mujeres en el segundo trimestre, y los inmigrantes con más facilidad que los nativos. Sin embargo, el estudio revela que ni el género ni la nacionalidad son en sí mismos factores que puedan explicar las diferencias en la probabilidad de pérdida de empleo, y asegura que la temporalidad sigue siendo el factor más determinante en este sentido.

    Así, al comparar dos individuos de similares características en términos de edad, género, nivel educativo y nacionalidad, sector de actividad y antigüedad en la empresa que difieren en el tipo de contrato, la probabilidad de pérdida de empleo del que tiene contrato temporal es más de tres veces superior a la que se enfrente el trabajador con contrato indefinido.