19 de septiembre de 2020
6 de noviembre de 2017

Sordo y Álvarez lamentan que Cataluña haya trasladado "a segundo plano" la agenda social y laboral

Sordo y Álvarez lamentan que Cataluña haya trasladado "a segundo plano" la agenda social y laboral
EUROPA PRESS

Emplazan a la patronal para iniciar "formalmente" el diálogo para un nuevo Acuerdo Estatal de Negociación Colectiva (AENC)

MADRID, 6 Nov. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de CC.OO., Unai Sordo, y el de UGT, Pepe Álvarez, han lamentado que el foco mediático, que apunta en estos momentos únicamente hacia el desarrollo del conflicto catalán, haya eclipsado los problemas económicos, sociales y laborales por los que atraviesa España.

Así lo han señalado ambos representantes sindicales en un encuentro con los medios este lunes, tras la reunión que han mantenido las delegaciones de sus Comisiones Ejecutivas Confederales, donde también han hecho un llamamiento "firme" para que las organizaciones empresariales, CEOE y Cepyme, inicien formalmente el diálogo para un nuevo Acuerdo Estatal de Negociación Colectiva (AENC), que dé cobertura desde 2018 a 2020.

El líder de UGT ha insistido en que la negociación con las organizaciones empresariales se encuentra hoy en la misma situación que a principios de septiembre "ante la falta de interés por parte de la CEOE y de Cepyme de llegar a un acuerdo".

Las organizaciones sindicales creen que la crisis catalana está provocando que "la patronal mire para otro lado" y que el propio Gobierno no se esté viendo forzado a abrir los marcos de negociación en el ámbito tripartito.

"La situación política está ocultando la realidad económica y sociolaboral de la sociedad, marcada por las altas tasas de desigualdad, altísima tasa de paro y por la dualidad social y salarial que se ha abierto paso en la crisis en España", ha recordado Sordo.

Respecto al acuerdo de salarios con la patronal, el líder de CC.OO. ha hecho hincapié en la importancia que tiene para "impulsar los salarios al alza". "Queremos incluir en la negociación elementos cualitativos. No todo es el salario, pese a que es fundamental", ha asegurado, tras insistir en que "hay que avanzar en herramientas de no discriminación, hablar de formación permanente y de las condiciones de salud y seguridad en el empleo".

MOVILIZACIONES SÍ, PERO CUANDO SE SOLVENTE LA CRISIS CATALANA

Ambos representantes sindicales están a favor de estudiar acciones reivindicativas en el caso de que "sus llamadas a la negociación no tengan una respuesta favorable". "No hay ninguna excusa para no constituir la mesa de la negociación colectiva ni para que no se desarrollen las tres mesas de diálogo social acordadas con el Ministerio de Empleo y Seguridad Social", ha insistido Álvarez.

El líder de UGT ha apostillado que en la medida en que las personas encargadas de continuar desarrollando los temas visualicen que "esto no coge visos de desatarse" y de iniciar un proceso de diálogo tanto con la patronal como con el Gobierno, se irán introduciendo "elementos de presión". "Emplazamos a abrir las mesas y, si esto no tiene recorrido, veremos un escenario de movilización creciente, pero no vamos a empezar la casa por el tejado", ha añadido Sordo.

Sin embargo, ambas organizaciones sindicales han afirmado que no les parece que las movilizaciones sean un elemento que en estos momentos "ayude a mejorar la situación en relación con estos temas" y han hecho hincapié en que estas medidas de presión "no serán objeto de debate antes de las elecciones autonómicas del 21-D". "Para qué vamos a quemar estas cuestiones", ha asegurado Álvarez".

"NO VAMOS A DAR PALMAS A PROPUESTAS QUE NO PASEN POR LA NEGOCIACIÓN"

El líder de CC.OO. ha dejado claro que hay que poner "los puntos sobre las íes", tanto en la negociación con la patronal como con el Gobierno. "No vamos a estar ni para avalar ni para ser consultados o dar palmas a propuestas que no pasen por un proceso de negociación serio", ha añadido, tras insistir en que los sindicatos "no están por la labor" de que no se abran auténticos espacios de negociación y de que solo sean consultados en determinados momentos.

Sin embargo, ha puesto de relieve que en materia de diálogo social es imprescindible que el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) tire al alza los salarios más bajos de las empresas. "Tiene que tener una subida sustancial en el próximo año, que se sitúe en el 60% de la media salarial", ha apostillado Sordo.

Álvarez ha insistido en que la reunión de hoy quiere ser "un elemento dinamizador" de las negociaciones y una puerta que ayude a "situar en la agenda de España los temas sociales y laborales". "No queremos encontrarnos a última hora con un Consejo de Ministros que solo pida opinión", ha añadido.

Para leer más