23 de enero de 2021
27 de junio de 2006

RSC.- La CECU facilita una serie de medidas para evitar el uso abusivo de los aparatos de aire acondicionado

MADRID, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

Con motivo de las altas temperaturas estivales muchos son los que se deciden por la compra de un aparato de aire acondicionado. Sin embargo, debido a sus contraproducentes efectos medioambientales, la Confederación de Consumidores y Usuarios (CECU) he hecho públicas hoy una serie de alternativas para sobrellevar el calor evitando o moderando el uso de estos aparatos y su impacto en el entorno.

CECU destaca que la proliferación de prácticas "derrochadoras" relacionadas con el uso indebido del aire acondicionado (comercios que mantienen sus puertas abiertas con la refrigeración conectada o las bajas temperaturas existentes en los cines, autobuses o supermercados) provocan un excesivo consumo de energía por lo que es necesario concienciar a los consumidores para que lleven a cabo prácticas responsables que respeten el medio ambiente.

CECU recuerda que el "uso indiscriminado" del aire acondicionado es un "factor determinante" en los apagones que se producen en verano en muchas localidades del sur y el sureste de España.

Por estas razones, CECU recomienda mantener las puertas y las ventanas cerradas durante las horas de más calor y abrirlas al anochecer; utilizar cuando sea posible ventiladores, que consumen menos energía o reducir la utilización de otros electrodomésticos o aparatos que incrementan la temperatura de la vivienda durante las horas de más calor como planchas u ordenadores.

CONSUMO RESPONSABLE

Si no queda más remedio que utilizar el aire acondicionado, hay que tener en cuenta que se puede ahorrar energía manteniendo puertas y ventanas herméticamente cerradas por lo que la temperatura de la vivienda se situará a un nivel adecuado (entre 25 y 26 grados). También es conveniente instalar los aparatos lejos de fuentes de calor para una mayor eficiencia.

CECU también recomienda tener precaución en el caso de que se compren aparatos en oferta pues es frecuente que sean poco eficientes energéticamente y excesivamente ruidosos. Además, se recomienda conocer de antemano todos los detalles y características del aparato y si su instalación y el IVA están incluidos en el precio final.

Hay que tener en cuenta todos estos detalles pues los equipos pueden llegar a consumir un 50 por ciento más de energía que otros que ofrezcan los mismos servicios, por lo que conviene fijarse en la etiqueta energética y optar por las etiquetas 'A', 'B' y 'C' (de color verde) pues son de bajo consumo.

Por último, a la hora de instalar el aparato, se deben respetar las normativas vigentes del municipio y de la comunidad de propietarios. En España, hasta tres millones de hogares tienen instalado un aparato de aire acondicionado.