29 de noviembre de 2020
11 de diciembre de 2007

Economía/Empresas.- Los 139 trabajadores de Flex en Barcelona y Logroño afectados por un ERE aceptan un preacuerdo

BARCELONA, 11 Dic. (EUROPA PRESS) -

Los 139 trabajadores de Flex de las planta de Esparreguera (Barcelona) y Logroño (La Rioja) han llegado a un principio de acuerdo sobre el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afecta a las plantas que Flex tiene en estas poblaciones, según informó hoy la Federación Minerometalúrgica de Catalunya de CC.OO.

La empresa, que inicialmente pretendía el traslado de los 139 trabajadores (100 Esparreguera y 39 en Logroño) al resto de centros que tiene en España (Madrid, Salamanca, Sevilla y Tenerife), accedió a presentar un plan de prejubilaciones, recolocaciones e indemnizaciones para los trabajadores afectados.

El preacuerdo establece que aquellos trabajadores que quieran trasladarse a otras plantas lo hagan con una indemnización de 16.000 euros. Del resto, podrán prejubilarse los que tengan cumplidos los 53 años en 2008, para llegar a la jubilación a los 63. En el periodo que les quede hasta los 63 años recibirán el 72% de su salario bruto, cono una revalorización de un 2,5% anual.

Para los trabajadores que no se acojan a ninguna de estas dos situaciones se establecieron unas indemnizaciones de 45 días por año trabajado, con un tope de 45 mensualidades, más un concepto lineal de 1.000 euros.

En un comunicado, el sindicato aseguró que en todos los casos que no se acojan a prejubilaciones ni a traslados voluntarios "se asegurará una indemnización mínima de 16.000 euros." Además, la empresa pondrá en marcha un plan de recolocaciones en las fábricas de las mismas zonas geográficas.

En total son 139 trabajadores afectados, de los cuales 35 serán prejubilados y 41 se mantendrán en un centro logístico que la empresa instalará en Barcelona. La fábrica de Logroño se cerrará.

La Federación Minerometalúrgica de CC.OO. de Catalunya valoró positivamente este preacuerdo. Aseguró que las condiciones "permiten que el impacto sobre los trabajadores sea mínimo" e insistió en que la posibilidad de recolocación en otras plantas de la empresa "abre una puerta a que no se pierdan puestos de trabajo". Este preacuerdo deberá ser ratificado por los trabajadores de las plantas de Esparreguera y Logroño en las asambleas que se celebrarán entre hoy y mañana.