23 de agosto de 2019
  • Jueves, 22 de Agosto
  • 14 de diciembre de 2008

    Economía.- Empresas auxiliares de informática de ArcelorMittal ven peligrar su actividad si no se reanudan proyectos

    OVIEDO, 14 Dic. (EUROPA PRESS) -

    Las empresas auxiliares de informática de ArcelorMittal ven "peligrar" su actividad si la multinacional no reanuda los proyectos con ellas "en un periodo de unos tres meses".

    La reciente decisión de la compañía de prescindir del personal externo ha hecho que más de 80 profesionales informáticos dedicados en exclusiva a la multinacional en las plantas de Avilés y Gijón tengan que ser "reubicados" por sus empresas en otros proyectos y actividades. El problema radica en que actualmente en Asturias "faltan proyectos" lo que hace temer a las auxiliares por el futuro de sus empleados que ahora se encuentran "disponibles" e incluso de parte de su actividad si no se retoman los proyectos con ArcelorMittal en un espacio "breve" de tiempo.

    Según indicaron fuentes de empresas auxiliares a Europa Press, la multinacional "ha parado todos los proyectos salvo los que están a punto de concluir", por lo que "todo lo que es contratación externa desaparece". "También se ha reducido al mínimo contractual la previsión de derivar el 70 por ciento del desarrollo de informática central a la India", añadieron.

    Y es que la decisión de ArcelorMittal es, según fuentes de las auxiliares, "cerrar todos los proyectos y asistencias técnicas con carácter indefinido". "En el mejor de los casos se habla de marzo para reiniciar la actividad, pero no hay fecha marcada", apuntan.

    Entre las empresas de informática afectadas por el recorte se encuentran Seresco, Tales, Indra, Insa, Treelogic, Tecnocom, Intermark y Sopra.

    Por eso, y porque señalan que responsables de Informática de la empresa matriz estiman que la actividad externa puede que no se retome con nuevos proyectos y contrataciones hasta el verano o incluso el próximo otoño, las auxiliares se muestran "con gran preocupación".

    Este proceso de paralización de proyectos está marcado oficialmente a partir de la entrada de 2009, momento en el que "cerca de un centenar de profesionales se desvincularán de ArcelorMittal", indican desde las auxiliares, que en algunos casos se encuentran con cerca de la mitad de la plantilla sin actividad.

    "Si solo fuera ArcelorMittal, pero es que ahora en Asturias hay más empresas que proyectos, lo que hace la situación muy complicada, y se prevé aun más compleja para 2009", dicen fuentes de un sector que ha alcanzado una fuerte posición en la actividad económica asturiana en los últimos años.

    Así, consideran que esta decisión será "negativa para todos", tanto para las auxiliares como para los empleados de la empresa matriz que "no están habituados a las tareas que realizaban los profesionales de las compañías externas y que tendrán que asumirlas ahora".

    "También los internos, con esta estrategia de la empresa, temen ser los siguientes afectados por una decisión vinculada a la crisis económica que se deja ver en otras plantas de la compañía en Europa", concluyeron fuentes de las empresas auxiliares de ArcelorMittal.