25 de enero de 2021
27 de febrero de 2006

Economía/Empresas.- Bruselas cree que la fusión de GdF y Suez no viola el principio de la libre circulación de capitales

BRUSELAS, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Europea cree que la fusión entre la compañía Gas de France y la empresa energética franco-belga Suez, promovida por el Gobierno francés para impedir una OPA de la italiana Enel sobre esta última, no viola el principio de libre circulación de capitales.

"No tengo indicios de violación del principio de la libre circulación de capitales, aunque está claro que la Comisión realiza una supervisión continua de la situación, y que todo dependerá de los detalles de la operación", dijo el portavoz del Ejecutivo comunitario, Johannes Laitenberger.

Laitenberger explicó que la Comisión no ha recibido aún ninguna carta del Gobierno italiano pidiéndole que actúe contra las autoridades francesas, y no quiso dar ninguna opinión más sobre el fondo de la operación, limitándose a reiterar que corresponde a la empresa que la ha lanzado calcular su cuota de mercado y decidir si tiene dimensión comunitaria y debe notificarse a Bruselas.

"Si llega esta notificación, la Comisión examinará de forma cuidadosa el pleno respeto de las reglas de la competencia en el mercado interior y sobre la libre circulación de capitales", explicó.

En términos generales, y más allá de las operaciones concretas, el Ejecutivo comunitario defiende un "enfoque más integrado" en materia de energía para Europa. "El mundo se mueve hacia una economía globalizada y con 25 minimercados nacionales Europa no podrá tener éxito", repitió en varias ocasiones.

Preguntado por la defensa que ha realizado en diversas ocasiones la comisaria de Competencia, Neelie Kroes, de los 'campeones europeos' en detrimento de los 'campeones nacionales', Laitenberger reconoció que "la Comisión ha sostenido siempre que queremos y necesitamos empresas fuertes en el mercado interior y en la escena internacional".

No obstante, puntualizó que "estos campeones tienen que ser el resultado de su fuerza en el mercado y no la consecuencia de la intervención política". En este sentido, recordó que Kores, al presentar su investigación sobre la competencia en el sector, había señalado "una serie de preocupaciones" sobre las "rigideces" en el mercado energético que la Comisión afrontará "en las próximas semanas y meses".