24 de mayo de 2019
10 de septiembre de 2008

Economía/Pesca.- Gobierno cántabro cree que otros dos ó tres barcos más podrán faenar en el País Vasco

El consejero de Pesca cree que el acuerdo sobre aguas interiores es "absolutamente respetuoso" para las cuatro flotas

SANTANDER, 10 Sep. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca y Biodiversidad, Jesús Oria, ha señalado hoy que otros "dos o tres" barcos más de Cantabria podrían obtener permiso para faenar en aguas interiores vascas, además de los siete acordados por las cuatro comunidades del Cantábrico-Noroeste, una vez que se cierren "algunos flecos sueltos" con el País Vasco.

Indicó además que en el plazo "más breve posible" la Consejería va a diseñar un plan de gestión para la reducción de capturas en aguas interiores de Cantabria, a la vista de los informes que se han solicitado al Instituto Oceanográfico Español, el Museo Marítimo y a la Universidad de Cantabria, y se van a tomar medidas "lo antes posible", tal y como se ha comprometido con las otras tres comunidades del cantábrico.

En declaraciones a los medios tras asistir a la inauguración de un curso en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), Oria consideró que el acuerdo consensuado por los cuatro gobiernos autónomos (Cantabria, País Vasco, Galicia y Asturias), que reduce un 80 por ciento los permisos que el País Vasco concede en el segundo semestre del año a la flota de cerco cántabra, es "absolutamente respetuoso" para las cuatro flotas.

Añadió que las restricciones son iguales para todas las comunidades y destacó que hay un "cambio sustancial" con relación a hace unos días, cuando los pesqueros de cerco cántabros no podían entrar en aguas interiores vascas, y sin embargo a partir del 15 de septiembre siete de ellos van a poder hacerlo.

Oria recordó que las comunidades autónomas tienen "absoluta competencia" en sus aguas interiores, y por lo tanto cualquiera de ellas tiene "todo el derecho legal" a plantear un plan de gestión como ha hecho el País Vasco.

Precisó, no obstante, que quedan "algunos flecos sueltos" que se intentarán aclarar en una reunión posterior con el País Vasco y que podrían suponer "probablemente" licencias para otros "dos ó tres" barcos cántabros más.

En cuanto a la selección de los siete pesqueros, señaló que deben ser los propios pescadores sobre los que decidan sobre el particular, ya que la Consejería o el Gobierno de Cantabria no puede pedir autorización "en nombre de alguien", sino que tiene que mostrar su disposición el propio pesquero.

"Nosotros les podemos ayudar dándoles alguna idea posiblemente, pero yo creo que ellos mismos tienen que intentar ingeniárselas para buscar un sistema rotatorio para intentar salir de este impás", puntualizó.

CRÍTICAS DE LOS PESCADORES

Sobre las críticas de los pescadores al acuerdo, Oria dijo que comprende que para el responsable de la Federación de Cofradías de Cantabria sea "problemático" trasladar al sector que únicamente van a poder pescar siete barcos, pero "eso entra dentro de los cargos que también llevan sus cargas", como es también su caso, que "no siempre puede transmitir noticias positivas".

En esta línea, consideró que el Gobierno vasco es "serio" en sus planteamientos y cuando lleva a cabo un plan de recuperación y salvaguarda de especies pesqueras lo está haciendo "precisamente para eso", porque se había detectado un descenso en las capturas.

Rechazó por tanto que el Ejecutivo de la comunidad vecina intente utilizar "alguna artimaña", como han apuntado los pescadores cántabros. "Yo en principio creo que no, pero bueno si me lo pueden demostrar, entraremos entonces a dialogar con el País Vasco para ver si eso realmente es así".