30 de noviembre de 2020
7 de diciembre de 2006

Economía.- El presidente de Fenosa respaldará fusión con Iberdrola si lo quieren los accionistas y no destruye valor

((Esta noticia amplía la transmitida anteriormente sobre el mismo tema))

LONDRES, 7 Dic. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Unión Fenosa, Pedro López Jiménez, respaldó hoy una hipotética fusión de su compañía con Iberdrola siempre que se haga con el visto bueno de los accionistas y no destruya valor.

"Si los accionistas de las dos empresas lo ven así, a mi me parecerá bien". "Una fusión bien hecha, que no destruya valor, no me parece mal", declaró en un almuerzo con periodistas en Londres.

Preguntado sobre las posibilidades de que finalmente se lleve a cabo la integración, López Jiménez se limitó a decir: "Si los accionistas de las dos empresas llegan a la conclusión de que la integración es mejor que seguir por separado, lo intentarán".

Con todo, destacó que, especulaciones aparte, la compañía que preside acaba de presentar un plan estratégico 2007-2011, que calificó de "ilusionante" y con el que se ha marcado el objetivo de duplicar el beneficio en cinco años. "Y como presidente de Unión Fenosa mi objetivo es guiar, promover e impulsar este plan", subrayó.

"No me parece bueno para nadie perder el tiempo deshojando la margarita sobre este asunto, ya que el tiempo hay que utilizarlo en el desarrollo del plan estratégico", declaró.

Las especulaciones sobre una posible fusión de Unión Fenosa con Iberdrola se desataron en septiembre, cuando el principal accionista de la tercera eléctrica española, el grupo constructor ACS, con un 40,47% del capital, adquirió un 10% de Iberdrola y declaró su intención de elevar su participación al 24,9% del capital.

La Comisión Nacional de la Energía (CNE) ha autorizado a ACS a elevar su participación en Iberdrola por encima del 10% y ha pospuesto el análisis de la solicitud de ejercer su derecho de voto por encima del límite del 3% que establece la legislación española a cualquier accionista que tenga participaciones en dos empresas energéticas.

El presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, considera que la posible adquisición del grupo británico Scottish Power, sobre el que ha lanzado una oferta de 17.200 millones de euros, facilitará que la compañía pueda participar en otros movimientos corporativos en España, dado que al ganar en dimensión en el exterior cualquier operación sería analizada desde la óptica comunitaria, menos estricta desde el punto de vista de la competencia.