19 de octubre de 2019
  • Viernes, 18 de Octubre
  • 14 de abril de 2016

    Folgado (REE) afirma que dejar las funciones ejecutivas no es una prejubilación

    No percibirá ningún tipo de retribución variable tras dejar las funciones ejecutivas

    Folgado (REE) afirma que dejar las funciones ejecutivas no es una prejubilación
    REE

    MADRID, 14 Abr. (EUROPA PRESS) -

    El presidente de Red Eléctrica de España (REE), José Folgado, defendió la separación de funciones ejecutivas que aprobará mañana la junta general de accionistas de la compañía, que convertirá a su consejero delegado, Juan Lasala, en el primer ejecutivo, y que le dejará a él al frente de las funciones de control y supervisión como presidente del consejo, y aseguró que en ningún caso representa para él "un tipo de prejubilación".

    En rueda de prensa previa a la junta, Folgado subrayó que no se trata de "ningún tipo de jubilación o prejubilación" y que tampoco es "una manera de aferrarse a ningún cargo".

    Este nombramiento de Lasala como primer ejecutivo de la compañía culminará el proceso de separación de funciones ejecutivas iniciado en la junta general extraordinaria del pasado mes de julio.

    El presidente de REE, que tiene 72 años, recordó que los estatutos de la compañía recogían la posibilidad de que el presidente pusiera su cargo a disposición del consejo una vez cumplidos los 70 años, pero no la obligación de abandonar el puesto.

    "La junta estará mañana muy a favor de la renovación de este consejero. No hay ningún tipo de jubilación o prejubilación", indicó Folgado, que mañana será reelegido como consejero externo, por lo que desempeñará el cargo de presidente no ejecutivo del consejo de administración y de REE.

    Además, defendió que el cargo de presidente conlleva labores de supervisión y control "muy importantes" y que él, en ningún caso, "va buscando nada que tenga que ver con el tema material".

    Así, subrayó que a partir de la junta dejará de cobrar "toda la retribución variable", ciñéndose así su salario únicamente a la remuneración fija, como el resto de consejeros no ejecutivos.

    A este respecto, señaló que ya esta remuneración variable se vio reducida desde julio de 2015, cuando empezó a compartir las funciones ejecutivas con Lasala.

    Igualmente, Folgado negó las informaciones sobre su posible presidencia de la futura de REE como un retiro 'dorado' en la compañía.

    "La fundación de REE primero está en estudio, no se ha aprobado su creación y la voluntad es que quien sea presidente del grupo pase a ser también presidente de la fundación sin cobrar. Además, se le va a ofrecer a los expresidentes ser parte también del patronato sin cobrar nada", dijo al respecto.

    Respecto a la situación política, Folgado subrayó que "no crítica siglas", sino propuestas programáticas, como las recogidas por PSOE y Podemos, que "inhiben la inversión privada" y que "no incentivan una buena integración del sector público y privado". "Tengo derecho como ciudadano a criticarlo", dijo.

    DIVIDENDO Y CONSEJEROS.

    Por otra parte, junto a la separación de funciones ejecutivas, la junta de REE aprobará las cuentas de 2015, año en el que la compañía incrementó su beneficio un 8,3% en términos homogéneos, hasta los 606 millones de euros.

    Además, el consejo propondrá, además de la reelección de José Folgado, las reelecciones de Fernando Fernández como consejero dominical y Carmen Gómez de Barreda como consejera independiente, así como la ratificación de José Ángel Partearroyo como consejero dominical y el nombramiento de Agustín Conde como consejero independiente.

    También se propondrá la aprobación de un dividendo anual de 3,21 euros por acción, lo que significa una subida del 7 % sobre el año anterior.

    REE, igualmente, someterá a aprobación de la junta el desdoblamiento del número de acciones de la sociedad mediante la reducción de su valor nominal de dos euros a cincuenta céntimos de euro por acción, a razón de cuatro acciones nuevas por cada acción antigua, sin variación de la cifra del capital social, delegando en el consejo de administración la ejecución del acuerdo.