23 de enero de 2021
20 de abril de 2006

Economía/Empresas.- El consorio CAF-Santana realiza pruebas con la primera unidad fabricada para el metro de Sevilla

LINARES (JAEN), 20 Abr. (EUROPA PRESS) -

La primera unidad móvil para el metro de Sevilla fabricada por CAF-Santana en la planta ubicada en Linares (Jaén), se encuentra en fase de pruebas para comprobar la calidad del montaje.

Según informaron a Europa Press en fuentes de la factoría, está previsto que el primer vagón para el metro de Sevilla se someta a varias pruebas técnicas durante unos días antes de que el convoy salga de la fábrica.

En este sentido, "el objetivo es que se fabrique un nuevo vagón cada mes hasta alcanzar las 15 unidades encargadas por el metro de Sevilla", subrayaron estas mismas fuentes.

El consejero de Innovación, Ciencia y Empresa, Francisco Vallejo, explicó durante la inauguración de la planta de CAF-Santana, el pasado 16 de enero, que la "planificación" fijada por esta sociedad es que la fabricación de los vehículos ligeros para el metro sevillano esté concluida para el verano de 2007, con una carga de trabajo estimada de 67.200 horas. "A partir de abril, habrá prácticamente 15 meses saliendo los 15 metros que se han contratado para Sevilla", indicó.

El consejero se mostró entonces convencido de que, además de este contrato, CAF-Santana conseguirá otro para la fabricación de trenes regionales y avanzó que esta compañía mixta "va a crecer con mucha rapidez" en carga de trabajo y empleados durante los próximos meses, por lo que expresó su "máxima satisfacción" por lo que consideró "una buena gestión" dentro del denominado Plan de Diversificación de Santana, con el que esta firma está abriendo líneas de producción distintas a la automovilística.

Por su parte, el consejero delegado de CAF-Santana, Alejandro Legarda, destacó que se había cumplido el objetivo de "empezar a trabajar en los primeros días de este año" y advirtió de que el metro de Sevilla "es el primer paso de un proyecto industrial que tienen entre manos" y que en el futuro contempla la incorporación de "nuevos pedidos", ya que está orientado a la fabricación no sólo de metros, sino también de tranvías y trenes de cercanías.

Asimismo, mostró las intenciones de esta empresa en relación a los metros de Málaga y Granada, al afirmar que "la política de CAF es que sus plantas se hagan cargo de los contratos con proximidad geográfica", si bien precisó que "primero hay que ganar los concursos" que se convoquen a tal efecto.

En esta primera fase de fabricación se cuenta con una plantilla de 29 trabajadores, a los que se incorporará una veintena más dentro del primer semestre de 2006, para lo cual se iniciará su periodo de formación en las próximas semanas. La segunda fase de construcción de naves prevé igualmente la ampliación de la planta con un edificio anexo de entre 3.000 y 5.000 metros cuadrados en función del volumen de pedidos.