23 de enero de 2020
  • Miércoles, 22 de Enero
  • 18 de diciembre de 2009

    Economía/Transporte.- Los taxistas no prestan servicio en el aeropuerto de Madrid-Barajas y organizan piquetes en la T4

    Turistas y viajeros lamentan no tener constancia de la ausencia de taxis hasta que llegaron al aeropuerto

    MADRID, 18 Dic. (EUROPA PRESS) -

    El aeropuerto de Madrid-Barajas se encontró hoy sin servicio de taxis por segundo día consecutivo como medida de protesta de los profesionales del sector por la reciente aprobación de Ley Ómnibus de liberalización de servicios.

    Más de medio centenar de taxistas impedían esta mañana acceder al aeropuerto a los que no secundaban la huelga, y proferían gritos e insultos contra aquellos taxistas que descargaban viajeros en Barajas.

    Las protestas y piquetes de los manifestantes se mantuvieron toda la mañana y se prevé que continúen durante todo el día. Juan Ortiz, uno de los taxistas que secundó la huelga, afirmó a los medios de comunicación que "esto va para largo". "Lo único que queremos es que retiren el artículo 21" de la Ley que aprobó el Congreso de los Diputados porque es "dañino para todo el sector del taxi".

    Gran número de viajeros se vieron perjudicados por este paro. Así, los usuarios que llegaban a Madrid procedentes de otras ciudades de España o del extranjero se encontraron con la sorpresa de no poder salir en taxi del aeropuerto. "No teníamos ni idea" de lo que sucede, explicó Carmen Carrasco, una viajera que lamentó tener "un AVE dentro de una hora" y desconocer sí podría salir del aeropuerto y llegar al tren a tiempo.

    Por su parte, Bárbara Adler, una turista procedente de Nueva York, había sido informada de la huelga de taxis a través de su hijo, que "vive en Madrid". Sin embargo, intentaron coger algún taxi y acudieron a las paradas indicadas, comprobando que estaba vacía y no existía servicio, por lo que tuvieron que cambiar de planes: "Vamos a tomar el metro, somos neoyorquinos y no es un problema para nosotros", indicó.

    Otro viajero, Jean Hernández, que llegó desde Almería, no era consciente de que hoy continuaba la huelga iniciada ayer, por lo que pensó utilizar "el metro", manifestó. Aunque se mostró su solidaridad con los manifestantes. "El derecho de manifestación es libre para todo ciudadano", aunque "también hay que mirar la otra parte: el sector privado es un monopolio" y opinó que también "es una manera de crear empleo".

    LOS TAXISTAS DEFIENDEN SU DERECHO A LA HUELGA.

    Por su parte, uno de los taxistas en huelga, Julián Peláez se defendió y afirmó que él no es "ningún terrorista, vago ni maleante". "Me emociono porque es increíble que el PSOE intente defender al capital cuando nosotros somos los obreros", se quejó el trabajador. Asimismo, aseguró que les "afecta" que hayan tantas personas perjudicadas. "Pero que desgraciadamente, cuando defiendes tus intereses, siempre hay alguien que se siente perjudicado", reconoció.

    Respecto a las barricadas formadas en los aparcamientos del aeropuerto, Julián aseguró que "siempre hay gente que está en contra" y que ellos tan sólo intentan "inculcarles una conciencia que quizás no tienen". "La mayoría somos gente pacífica que sólo quiere informar", añadió. Según Julián, esta huelga es una "propia iniciativa del sector que se siente desamparado". Además, aseguró que están "muy mal informados". Por su parte Juan, otro taxista, recordó que están "obrando únicamente como titulares de licencia".

    Varias unidades de antidisturbios de la Policía Nacional estuvieron presentes en los aparcamientos de Aeropuerto de Barajas para evitar agresiones y enfrentamientos entre los taxistas en huelga y los que seguían trabajando, o lo intentaban.