25 de febrero de 2020
29 de enero de 2018

Unidos Podemos "apoyará y acompañará" a coordinadora y sindicatos en la huelga por el Día de la Mujer

Unidos Podemos "apoyará y acompañará" a coordinadora y sindicatos en la huelga por el Día de la Mujer
UNIDOS PODEMOS

MADRID, 29 Ene. (EUROPA PRESS) -

Unidos Podemos ha asegurado este lunes que "apoya" y "acompaña" las convocatorias de huelga para el próximo 8 de marzo, con motivo del Día de la Mujer, tanto la que ha realizado la coordinadora 8-M, como el paro laboral de dos horas que han anunciado los dos principales sindicatos CCOO y UGT.

"Toda la cobertura que den los sindicatos, obviamente es tremendamente necesaria", ha señalado la portavoz de Igualdad de la formación morada en el Congreso, Sofía Fernández Castañón, tras ser preguntada por este tema en la rueda de prensa en la que Unidos Podemos ha presentado su alternativa a los Presupuestos Generales del Estado (PGE).

Sin embargo, ha aclarado que lo que importa de la huelga de este años es conseguir "concienciar a las mujeres de este país del poder que tienen y que si ellas paran, se para el mundo". Ese, según ha señalado la diputada, es el objetivo que busca la coordinadora 8-M, además de conseguir un hermanamiento con otros países e, incluso, con mujeres "al otro lado del charco".

UN 2019 EN EL QUE "TODO SE PARE"

"Mujeres de Argentina, Uruguay y Chile están pensando en parar", ha apuntado Fernández Castañón, quien ha insistido en el hecho de que, si la mujeres toman conciencia ahora de su poder, "en 2019 se podrá conseguir un país en el que definitivamente todo se pare" en el Día de la Mujer.

Este lunes, CCOO y UGT han anunciado estos paros laborales de dos horas que, según ha explicado la responsable de Igualdad en CCOO, Elena Blasco, se producirán "en las horas centrales de la mañana y la tarde", una fórmula que se ha adoptado para "garantizar el éxito de la convocatoria", darle "cobertura legal", facilitar la negociación de los trabajadores que quieran consensuarlo con las empresas para sumarse, y "dar impulso político a la reivindicación".

Las intenciones de ambos sindicatos es "dar un paso más" tras los paros simbólicos que se convocaron en 2017, pero sin llegar a una huelga general que, a su juicio, "es el último escalón" y en este caso parar "es una herramienta, no un fin".