12 de julio de 2020
2 de julio de 2009

RSC.-Cisco y sus empleados donan más de 20.000 euros a Intermon Oxfam para mejorar las condiciones de vida en Sudán

MADRID, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

Cisco y sus empleados han donado más de 20.000 euros a Intermon Oxfam con el objetivo de contribuir en los proyectos de mejora de las condiciones de seguridad alimentaria y reducir el número de enfermedades originadas por la falta de agua e higiene en zonas del sur de Sudán, informó hoy la empresa.

La donación realizada se enmarca dentro del proyecto I-Give de Cisco, según el cual, la compañía ha triplicado el donativo realizado por sus propios empleados, que han contribuido voluntariamente a colaborar en los proyectos de Intermón Oxfam.

Bajo esta iniciativa, que incluye diferentes acciones, actualmente se está trabajando para mejorar las condiciones de seguridad alimentaria de las familias retornadas, desplazadas y autóctonas de esta región. La agricultura es el único medio de vida en esta zona, pero la comercialización de los productos resulta difícil debido a los problemas para realizar el trabajo, para acceder a los mercados más allá de lo local y por la escasez de ingresos.

Con la donación realizada por los empleados de Cisco, Intermon Oxfam está llevando a cabo medidas para reducir la tasa de mortalidad en el país y para erradicar enfermedades como el cólera y la malaria, ocasionadas, muchas veces, por las insuficientes condiciones higiénicas y la carencia de agua potable.

Según explica Intermon Oxfam, aunque las autoridades locales ceden de manera gratuita tierras a los retornados, éstos carecen de los utensilios y los elementos para reiniciar sus cultivos. Por ello, Cisco ha invertido en la compra de semillas y herramientas para 2.000 familias. Además, se ha impartido un curso de formación a 12 personas para que sean las encargadas de capacitar a estas familias en técnicas agrícolas para mejorar la productividad.

También se han organizado grupos de mujeres y hombres para formarles en estas mismas técnicas agrícolas y para que se dediquen al reparto de utensilios y de semillas de sorgo, cacahuete, sésamo, verduras y hortalizas. Para paliar la precaria situación higiénica, se han reparado y limpiado las fuentes de agua existentes y se ha sensibilizado a la población para que las mantengan aseadas, evitando así una nueva contaminación del agua.

Dentro del proyecto financiado por Cisco, se han creado 'Comités de higiene' y constituido grupos de mujeres para promover las condiciones sanitarias. Además, se han empezado a construir más pozos y distribuido artículos de primera necesidad como mosquiteras, bidones de agua y utensilios para cocinar.

Tras la firma en 2005 de los acuerdos de paz que pusieron fin a 21 años de conflicto, 1,7 millones de desplazados internos y 300.000 refugiados han regresado a sus hogares. La región de Sudán continua inestable y debe restituirse la devastación causada por la guerra