17 de septiembre de 2019
26 de junio de 2018

Jáuregui dice que no habrá "fractura territorial del sistema de caja" de la SS "ni con Sánchez ni con nadie"

Afirma que, si Euskadi va hacia "una reforma estatutaria radical", no se "caminará nada" con el PSOE

Jáuregui dice que no habrá "fractura territorial del sistema de caja" de la SS "ni con Sánchez ni con nadie"
EUROPA PRESS - ARCHIVO

BILBAO, 26 Jun. (EUROPA PRESS) -

El eurodiputado del PSOE Ramón Jáuregui ha afirmado que no habrá "fractura territorial del sistema de caja" de la Seguridad Social "ni con Sánchez ni con nadie", aunque caben "espacios de transferencia" a Euskadi, que se van a estudiar en las comisiones que se creen.

Tras señalar que el tema de prisiones "entra en una fase más relajada" porque no hay violencia de ETA y debe "suavizarse" la política penitenciaria, Jáuregui ha considerado que "lo más preocupante es que se alteren las bases políticas de la relación entre el País Vasco y España", y ha advertido de que, si en Euskadi los nacionalistas van "a una reforma estatutaria radical", no se "caminará nada" con los socialistas.

En una entrevista concedida a Onda Vasca, recogida por Europa Press, el eurodiputado del PSOE ha señalado que los asuntos que quedan por resolver en el capítulo del desarrollo estatutario "no son fáciles". "El tema de prisiones quizá entra en una fase más relajada a la vista de que ya no tenemos violencia y eso suaviza también mucho la discusión", ha apuntado.

En cuanto a la transferencia de gestión económica de la Seguridad Social, ha precisado que "no es fácil, es evidente, porque hay una disposición adicional quinta que es muy complicada de interpretar", aunque "algunos espacios de transferencia pueden caber y eso es lo que se va a estudiar en las comisiones".

"Por ese camino creo que las cosas van bien. Yo creo que lo más preocupante es que se alteren las bases políticas de la relación entre el País Vasco y el España. En ese sentido, por ese terreno de la aplicación de la Ley y del entendimiento político, caminamos con otros. Si vamos a una reforma estatutaria radical, seguramente no caminaremos nada", ha añadido.

A su juicio, "caminando en el desarrollo del marco de convivencia, hay terreno, hay camino, donde no lo hay es en la reforma del Estatuto hacia un nuevo estatus que altere las bases de al convivencia interna del País Vasco y de relaciones con el Estado hasta pretender lo que no cabe en la Constitución".

SEGURIDAD SOCIAL

Sobre la Seguridad Social, ha recordado que existe "un sistema de caja que recibe todas las cotizaciones de todos los trabajadores de España y, luego, lo reparte con arreglo a la Ley en función de un criterio de solidaridad".

Para el eurodiputado del PSOE, se trata de "un sistema extraordinario y un colchón fantástico de la solidaridad" "El problema es que eso no se puede fracturar. Es casi como un ordenador, como si fuera un sistema que funciona de esa manera. Entonces, la fractura territorial de eso no se va a producir ni con Sánchez ni con nadie", ha apuntado.

Además, ha destacado que no interesa a Euskadi porque existe un déficit entre cotizantes y pensiones "muy importante". "Lo que cabe es discutir cuáles son los espacios de gestión de ese sistema, y creo que es lo que va a estudiar la comisión bilateral que se va a crear. Eso sí es razonable y lo otro no", ha asegurado.

POLÍTICA PENITENCIARIA

Ramón Jáuregui ha indicado que la política penitenciaria, "durante todos estos años, durante toda la vida, ha formado parte de una estrategia por la paz porque también, en su momento, la estrategia del terrorismo tenía un engranaje o un soporte en las cárceles".

"Por eso, en los años 90 se estableció la política de dispersión, porque sabíamos que desde las cárceles se estimulaba, se alimentaba y se planificaba estratégicamente la actividad terrorista", ha subrayado.

No obstante, ha recordado que ahora "no hay banda, no hay acciones terroristas y se puede relajar". Por ello, comparte con el nuevo delegado del Gobierno, Jesús Loza, que la política penitenciaria "tiene que responder a criterios de progresivo acercamiento mediante trato individual". "Hoy eso se puede hacer", ha asegurado.

PRISIONES

Sobre la posibilidad de que puedan transferirse a Euskadi la competencia de las cárceles, Jáuregui no cree que sea "imposible".
No obstante, ha precisado que, si los casi 300 presos de ETA "pueden ser acercados progresivamente, tienen que responder también al conjunto de una estrategia en esa aplicación individualizada de reinserción, pero, al mismo tiempo, de aseguramiento de que la violencia no tiene brotes y esto sí corresponde al Estado porque son presos que han atentado contra el Estado, contra los españoles, contra los vascos y es una materia del Estado".

A su entender, "esto no es tan fácil de resolver, pero tiene mecanismos". "Y yo creo que la comisión que van a crear puedan facilitarlo", ha puntualizado.

Ramón Jáuregui ha recordado que todavía hay crímenes de ETA por resolver. "Forman parte todavía de una materia pendiente de esa página tan trágica que hemos vivido, pero, paralelamente, también es legítimo el sentimiento de quienes en el conjunto del País Vasco y de la política vasca y española, están reclamando que se vayan produciendo pasos de convivencia más normalizada, de ir superando las consecuencias de todo lo que hemos sufrido", ha indicado.

El dirigente del PSOE ha manifestado que él es partidario de que "la situación de los presos se suavice". "Tenemos que dar pasos en ambas direcciones. Tenemos que ser inteligentes en comprender los razonamientos de ambas partes y yo veo al Gobierno de Pedro Sánchez justamente en esa dirección", ha dicho.

FINAL DE LA VIOLENCIA

Para Jáuregui, "el final de la violencia en el País Vasco se produjo de una manera muy limpia, muy democrática, muy total y muy plena". En este sentido, ha recordado el 20 de octubre de 2011, fecha en la que ETA anunció el fin de su actividad terrorista y, "desde entonces, aquello terminó".

"Algunos se quejan todavía de que el planteamiento político de ETA sigue en la política, pero justamente nuestro argumento durante los años en los que combatíamos y decíamos que no había razón para matar, que había política para poder hacer, que no hacía falta matar, que mejor votos que bombas, que mejor palabras que pistolas. En ese argumento no podemos desdecirnos", ha asegurado.

Por ello, cree que "la coherencia es que, si han dejado de matar, pueden hacer política". "Es una regla elemental. No hay que darles la razón políticamente, pero tienen derecho a expresarla y a jugarla", ha apuntado.

Ramón Jáuregui ha señalado que, por el fin "tan digno, limpio y democrático" de la violencia, "la democracia pueda combinar su generosidad, que es inteligente, porque es la generosidad del vencedor, con la justicia, que se sigue aplicando y que mantiene a los condenados a la cárcel", mientras que busca el esclarecimiento de los crímenes no aclarados.

POLÍTICA TERRITORIAL

El eurodiputado del PSOE cree que su partido y Sánchez va a sufrir "esa campaña" sobre el tema territorial bajo el argumento de que 'desmontan España'. "Se parece mucho a lo que sufrieron Zapatero y Rubalcaba con el fin de ETA, pero cada uno coloca a cada uno en su lugar", ha indicado.

A su juicio, ambos "hicieron una inteligentísima tarea de colocar la pista de aterrizaje del fin de la violencia y les machacaron mediáticamente". "Bueno, pues yo creo que en la política territorial hay que dar pasos. No tiene por qué ser para aceptar las posiciones de los nacionalistas, lo que tiene que hacerse es quitarles argumentos a los independentistas", ha subrayado.

En el caso de Cataluña, cree que es necesario que esos dos millones que quieren la independencia, "mañana sea un millón y medio". "Y eso se hace eliminando los agravios y las pasividades, que lo único que hacen es incrementar el antiespañolismo en Cataluña, hábilmente manipulado por el nacionalismo, y trabajar en otra dirección", ha explicado. Tras señalar que es lo que Pedro Sánchez "va a intentar", aunque no sea "fácil", ha considerado que "el intento merece la pena".

Para leer más