19 de noviembre de 2019
14 de marzo de 2008

El Ayuntamiento de Cáceres detecta casi 100 edificios, la mayoría oficiales, que no pagan el IBI

CÁCERES, 14 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Cáceres ha detectado, a través de la realización de un estudio, una bolsa de casi un centenar de edificios que actualmente no están dados de alta en el registro catastral, por lo que no pagan el Impuesto de Bienes Inmuebles (IB) que repercute directamente en las arcas municipales.

El portavoz municipal, Lorenzo de la Calle, anunció hoy en la rueda de prensa posterior a la reunión semanal de la Junta de Gobierno, que a través de un convenio con Hacienda se darán de alta todos estos edificios, la mayoría de ellos de carácter oficial, para que tributen a partir de 2008, "como el resto de los ciudadanos".

Para el edil, llama la atención que entre los edificios que forman parte de esta lista de fuga de impuestos se encuentren cinco colegios concertados, tres colegios públicos, todas las facultades del campus universitario, así como los edificios de cajas de ahorro y algunos locales que la Junta de Extremadura tiene repartidos por la ciudad, o solares del barrio del Nuevo Cáceres que pertenecen al gobierno regional.

Además, no pagan el IBI algunas urbanizaciones en La Cañada, Espadero y Montesol y tampoco el Pabellón Multiusos, el Tanatorio San Pedro de Alcántara o la Estación de Autobuses, según explicó Lorenzo de la Calle, quien añadió que en la lista de morosos se encuentran también 14 centros comerciales, pabellones deportivos y auditorios de música o culturales.

En definitiva, el portavoz y concejal de Economía explicó que cuando se pongan al día estos impuestos se tratará de una "importante fuente de financiación que estaba olvidada" y criticó al anterior equipo de gobierno del PP por "no haber hecho nada" para poner al día la recaudación de impuestos municipales.

En este sentido, recordó que el gobierno actual no ha subido los impuestos porque sabía que "había esta bolsa de bienes inmuebles olvidada" y que una vez puesta al día "supondrá el aumento de un tercio de lo que se recauda ahora mismo por el IBI", dijo.

"Se trata de un tema de justicia social -subrayó De la Calle-- y lo hacemos para que todos contribuyan con las cargas públicas al igual que el resto de ciudadanos". El portavoz recordó que "la clave" de una buena política fiscal "no está en subir los impuestos, si no en incidir en la recaudación", concluyó.