28 de mayo de 2020
7 de abril de 2020

El Ayuntamiento de Cáceres reactiva una comisión para explicar a la oposición la gestión de la crisis

El Ayuntamiento de Cáceres reactiva una comisión para explicar a la oposición la gestión de la crisis
El alcalde de Cáceres, Luis Salaya - EUROPA PRESS

Salaya advierte que habrá que "sacrificar" inversiones previstas para destinar el dinero a ayudas sociales y económicas

CÁCERES, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Cáceres va a reactivar la Comisión de Acción Comunitaria para rendir cuentas a la oposición de la gestión que se está realizando de la crisis sanitaria por parte del equipo de Gobierno, y para trasladarle las medidas que se han puesto en marcha para paliar la situación de la población desde que se decretó el estado de alarma, a mediados de marzo.

El alcalde Luis Salaya va a presidir esta comisión que se celebrará vía telemática este miércoles, día 8, a las 13,00 horas. Para ello ha revocado la presidencia habitual, que recaía en el concejal de Participación Ciudadana, David Santos, ya que ha sido el regidor el que ha coordinado las medidas que se han adoptado a nivel municipal ante la crisis del coronavirus.

Salaya ha indicado, no obstante, que la oposición "está plenamente informada sobre toda la gestión" porque ha habido reuniones "todas las semanas" entre los portavoces de los grupos y los concejales no adscritos, con alguno de los miembros del Ejecutivo local. Aún así, tanto PP como Ciudadanos habían solicitado una convocatoria formal de la comisión informativa para que se "pudieran rendir cuentas".

También se ha remitido a la oposición desde el Gobierno local un informe de gestión "pormenorizado" de 170 páginas que recoge "todas" las medidas sociales que se han puesto en marcha, y que serán valoradas en la reunión de la comisión de mañana. Junto al informe, el viernes se ha enviado una carta en la que se reconoce que "la dificultad de rendir cuentas por los procesos habituales no elimina la responsabilidad del Gobierno de hacerlo".

"En esa carta pedimos también que aporten todo lo que puedan porque no nos sobra ninguna mano para salir de esta crisis. Estamos abiertos a todas las propuestas y las decisiones se van a tomar de la forma más consensuada posible", ha subrayado Salaya en la rueda de prensa online que ofrece diariamente. "Esa es la voluntad del Gobierno y esa es la de la oposición, que ha tenido un trato respetuoso, ha confiado en la gestión del Gobierno, y ha facilitado la tarea sin entorpecerla en ningún caso", ha insistido.

El regidor cacereño ha recordado este martes que la decisión de no convocar estos órganos municipales se compartió desde el principio con todos los grupos ante la imposibilidad de mantener reuniones presenciales por el distanciamiento social decretado. No obstante, ahora se ha decidido reanudar la Comisión de Acción Comunitaria para mantener en control de la gestión municipal.

"SACRIFICAR INVERSIONES"

En cuanto a los Presupuestos municipales para 2020, que ya están en vigor, el alcalde ha dicho que ya se está trabajando en la modificación de las cuentas para poder hacer frente a la propuesta del "plan del día después", que incluirá medidas económicas y sociales y que el Gobierno local quiere consensuar "con todos los grupos políticos".

Salaya ya ha advertido que la propuesta del equipo de Gobierno será "sacrificar una parte importante de las inversiones previstas para este año", y desviar el gasto consignado para otras actividades municipales en favor de "un buen plan del día después" para ayudar a empresas y estimular la economía local, así como dar prioridad a las ayudas sociales para que "lleguen a todo el que las necesite".

"Para estas medidas vamos a necesitar mucho dinero y, que nadie se engañe, va a tener que salir de otro sitio. Tendremos que sacrificar muchas cosas para poder afrontar la salida de esta crisis", ha sentenciado, al tiempo que recuerda que las medidas de urgencia ya se están tomando con una partida de contingencia que no necesita de una modificación presupuestaria hasta que se agote.

PLAN DE ESTÍMULO ESTATAL

En cuanto al plan de estímulo de la economía que ha lanzado el Gobierno central con 200.000 millones, Salaya ha pedido que se tengan en cuenta las necesidades de los municipios a la hora de diseñar las medidas para que sean personalizadas a cada situación y que las soluciones se tomen "escuchando" a los ayuntamientos y "apoyándose" en ellos para aplicarlas.

"Este tipo de medidas será más útil si una parte de ellas se canaliza a través de los municipios y que dar a los ayuntamientos la posibilidad de gestionar medidas económicas de este tipo es una garantía de éxito por el conocimiento de la situación en cada ciudad y por la capacidad de acción, que es mucho más rápida que la de ninguna otra administración y por la cercanía a los destinatarios que facilitan la aplicación de estas políticas de forma más adecuada", ha concluido.

Para leer más