4 de marzo de 2021
23 de enero de 2008

La Comisión de Cultura de Ciudades Patrimonio, a la que pertenece Mérida y Cáceres, propone la creación una red cultural

MÉRIDA, 23 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Comisión de Cultura del Grupo Español de Ciudades Patrimonio de la Humanidad, presidida por Salamanca, se reunió hoy en Cuenca para estudiar la creación de una red cultural que integre a las Ciudades Patrimonio y que tenga carácter de continuidad.

En nota de prensa, el Ayuntamiento de Cuenca indicó que también se propuso una agenda de intercambios culturales, que deberá ser aprobada posteriormente por la Asamblea General del Grupo Español, cuya presidencia la ostentará el alcalde de Cuenca, Francisco Javier Pulido, hasta el 1 de julio.

En esta jornada de trabajo se propusieron una serie de actividades para promover los agentes locales y dar a conocer el patrimonio cultural de las trece ciudades de este grupo, integrado por Salamanca; Alcalá de Henares; Ávila; Cáceres; Córdoba; Cuenca; Ibiza; Mérida; San Cristóbal de La Laguna; Santiago de Compostela; Segovia; Tarragona y Toledo.

La Comisión de Cultura además acordó mantener próximos encuentros para perfilar otros proyectos para la promoción del grupo, que celebrará este año el quince aniversario de su constitución.

Por su parte, el alcalde de Cuenca y presidente del Grupo de Ciudades Patrimonio, Francisco Javier Pulido, saludó a los integrantes de la Comisión e intercambió impresiones sobre la propuesta en la que se está trabajando.

Por otro lado informó de que Salamanca acogerá el próximo mes de abril el curso del Grupo Español de Ciudades Patrimonio de la Humanidad bajo el nombre 'La Gastronomía. El siglo de Oro en las Ciudades Patrimonio de la Humanidad'.

GRUPO ESPAÑOL DE CIUDADES PATRIMONIO DE LA HUMANIDAD.

El Grupo de Ciudades Patrimonio de la Humanidad se creó el 17 de septiembre de 1993 con la finalidad de actuar de manera conjunta en la defensa del patrimonio histórico y cultural de estas ciudades y en el mantenimiento y potenciación de determinadas formas de vida que estos núcleos históricos necesitan, realizando proyectos y propuestas comunes, estableciendo políticas de intercambios de experiencias, afrontando problemáticas comunes.

Todo ello manteniendo la personalidad de cada una de estas ciudades y reconociendo que la riqueza de un conjunto histórico estriba en su individualidad.

A través de las actuaciones desarrolladas en el marco de la asociación se ha creado una imagen que se relaciona con calidad y belleza, una imagen que la organización potencia de "manera especial" en el ámbito turístico.