25 de noviembre de 2020
6 de junio de 2006

Dos detenidos en A Coruña por destrozar a pedradas las cajas de dos teléfonos públicos de los que se llevaron 60 euros

A CORUÑA, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía adscritos a la Jefatura Superior situada en A Coruña detuvieron a dos personas, localizadas en el Paseo Marítimo coruñés, donde supuestamente destrozaron a pedradas los cajetines de dos teléfonos públicos de los que se llevaron unos 60 euros en monedas.

Los hechos sucedieron la semana pasada, según informaron hoy fuentes policiales, cuando agentes que se encontraban desempeñando labores de seguridad ciudadana de paisano y en un vehículo camuflado, recibieron un aviso del 091 de que se estaba cometiendo un robo en un establecimiento de hostelería ubicado en el andén de Riazor.

Como se encontraban próximos al lugar, procedieron a hacer un reconocimiento de la zona, localizando detrás del colegio de la Esclavas a dos individuos que estaban recogiendo monedas del suelo, mientras a pocos metros se encontraba un teléfono público de mostrador que presentaba signos de haber sido forzado. Asimismo, descubrieron otro teléfono similar que se encontraba entre las rocas, aunque parte del mismo había caído al mar.

En el lugar también se encontraba una piedra "de tamaño considerable", según las citadas fuentes, "posiblemente" utilizada para golpear los cajetines de ambos teléfonos, ya que en el suelo se observaron diversos fragmento de la misma.

Así, los agentes procedieron a la identificación de S. M. G. A., de 35 años de edad, y V. M. C. B., de 46 años, ambos naturales y vecinos de esta ciudad. El primero cuenta con 34 detenciones anteriores, todas ellas por delitos contra la propiedad, y el segundo con 28 arrestos, en su mayoría por robos, tráfico de drogas, atentado a la autoridad y reclamaciones judiciales.

En el momento de la detención les fueron intervenidos unos 60 euros en monedas fraccionarias, además de una navaja, una radio y útiles para el consumo de estupefacientes. Después se trasladaron al local en el que supuestamente cometieron el robo, donde se apreciaba un agujero en el escaparate de tres metros de alto por uno de ancho y en su interior una piedra "de gran tamaño", contactando con la encargada del establecimiento, quien reconoció los teléfonos sustraídos, y con un testigo, que manifestó a los agentes que, momentos antes, había presenciado la huida de dos individuos que se correspondían con los dos detenidos.

Investigaciones posteriores supusieron que se le imputara a S. M. G. A. la autoría de, al menos, otros nueve hechos similares perpetrados desde mediados del mes de abril en diversas zonas de la ciudad herculina, utilizando siempre el mismo 'modus operandi'.

La semana pasada, agentes de la Policía Nacional detuvieron también y pusieron a disposición de las autoridades judiciales a J. M. G. M., coruñés de 35 años, que era buscado como el autor de un robo con fuerza en una obra en construcción de la zona de San Amaro, lugar del que sustrajo diversa maquinaria y el chaleco del encargado. Esta prenda fue la que propició su identificación como el autor de los hechos, ya que fue visto por varios vecinos con ella puesta.