20 de marzo de 2019
  • Martes, 19 de Marzo
  • Lunes, 18 de Marzo
  • 9 de agosto de 2008

    Galicia registra un centenar de casos de lesionados medulares al año, casi un 50% por siniestros de tráfico

    Accidentes debidos a arreglos en viviendas y a trabajos agrícolas en el medio rural en verano provocan hasta el 30% de las lesiones

    SANTIAGO DE COMPOSTELA, 9 Ago. (EUROPA PRESS) -

    La Unidad de Lesionados Medulares ubicada en el Complexo Hospitalario Universitario A Coruña (CHUAC), referente en la Comunidad gallega de esta patología, atiende al año un centenar de casos registrados en toda Galicia, de los que casi un 50 por ciento se deben a accidentes de tráfico.

    Según explicó en declaraciones a Europa Press el jefe de servicio de la Unidad de Lesionados Medulares del CHUAC, Antonio Rodríguez Sotillo, entre 40 ó 45 casos de lesiones medulares registradas a lo largo del año en Galicia se producen entre los meses de junio y septiembre, coincidiendo con la época estival.

    El doctor Rodríguez Sotillo subrayó que en la época estival, con la llegada del buen tiempo, también se registran entre un 20 ó 30 por ciento de lesiones medulares traumáticas derivadas de accidentes sucedidos en el medio rural en relación con arreglos en viviendas por caídas, al realizar apaños en ventanas, tejados y otros; así como a siniestros durante labores agrícolas.

    Otro de los factores que provocan estas lesiones medulares se debe a las zambullidas de cabeza tanto en el mar como en piscinas, que produce tetraplejia, como el caso conocido del gallego Ramón Sampedro. Aunque el jefe del servicio de la Unidad de Lesionados Medulares coruñesa puntualizó que "no hay muchos" casos por este motivo, insistió en que los más importante es la prevención, por lo que recomendó evitar esa práctica en el agua.

    En este sentido, advirtió del riesgo de las lesiones producidas por el impacto de una ola en el mar al tirarse contra ella "sin proteger bien la cabeza". Al respecto, apuntó que en su trayectoria profesional únicamente vio dos casos por este hecho, uno en Barcelona "hace bastante" y otro en Galicia hace un par de años registrado en Sanxenxo. Así, precisó que el impacto de la cabeza contra una ola equivale a "toneladas de agua".

    MÁS VARONES

    Asimismo, el doctor Rodríguez Sotillo recordó que en verano se conduce más en la red viaria gallega por los desplazamientos a las zonas costeras, así como por las numerosas fiestas que se celebran en la época estival en toda la geografía gallega, por lo que justificó que la mayor parte de las lesiones medulares se deban a accidentes de circulación.

    No obstante, incidió en que la gente "se va concienciando más" con el uso del cinturón de seguridad en los vehículos, así como de otros elementos. En esta línea, subrayó la importancia de evitar el consumo de alcohol cuando se va a conducir, adecuar la velocidad a las condiciones de la vía y a las meteorológicas e ir "sin prisas".

    En relación al sexo de los afectados, el responsable de la unidad de referencia en Galicia de lesionados medulares comentó a Europa Press que se registran entre tres y cuatro casos en hombres por cada uno en mujeres.

    PERFILES

    Así, Rodríguez Sotillo señaló que hay tres perfiles diferenciados de lesionados medulares. En primer lugar apuntó a un joven varón de entre 20 y 30 años de edad víctima de accidente de tráfico una noche del fin de semana.

    El segundo perfil se refiere a un varón de mediana edad, entre 50 y 55 años, que sufrió una caída al realizar trabajos de mantenimiento de su vivienda o labores agrícolas.

    En tercer lugar, el jefe de servicio de la Unidad de Lesionados Medulares del Complexo Hospitalario Universitario A Coruña remarcó las personas mayores, que tienen la columna desgastada y que se caen en sus domicilios.

    Con todo, el doctor Rodríguez Sotillo, que aseguró que nunca se va de vacaciones en verano por el trabajo que tienen en su departamento, subrayó la importancia de prevenir las lesiones medulares, adoptando las medidas de precaución oportunas.