22 de noviembre de 2019
  • Jueves, 21 de Noviembre
  • 21 de octubre de 2019

    La oposición celebra la exhumación de Franco y al PPdeG le parece "bien"

    La oposición celebra la exhumación de Franco y al PPdeG le parece "bien"
    Una agente de la Guardia Civil cierra la puerta de entrada al Valle de los Caídos. La basílica se cierra horas después del anuncio por parte del Gobierno de que los restos del dictador Francisco Franco saldrán del Valle de los Caídos antes del 25 de octubRICARDO RUBIO - EUROPA PRESS

       PSdeG y Grupo Común da Esquerda coinciden en que este paso llega "tarde" y en que era "imprescindible"

       SANTIAGO DE COMPOSTELA, 21 Oct. (EUROPA PRESS) -

       PSdeG y el Grupo Común da Esquerda ha celebrado la exhumación de los restos del dictador Francisco Franco del Valle de los Caídos, si bien han coincidido en que llega "tarde", mientras que el portavoz parlamentario del PPdeG, Pedro Puy, ha indicado que le parece "bien" el paso, que se ajusta "a la ley" y que no tiene "nada que objetar", aunque ha puntualizado que este tipo de casos deberían ir encaminados a "reforzar el pacto constitucional del 78".

        En rueda de prensa, con un contexto marcado por los disturbios en Cataluña tras la sentencia del 'procés' y a las puertas de las elecciones generales del 10 de noviembre, Puy ha lamentado que "no se den las circunstancias" para que este "refuerzo" del "gran acuerdo de convivencia" del 78 sea posible.

       Por su parte, el portavoz parlamentario del PSdeG, Xoaquín Fernández Leiceaga, ha asegurado que la retirada de los restos de Francisco Franco del Valle de los Caídos era "absolutamente imprescindible" y que "habría sido mejor" que se "hubiese producido hace años".

       Asimismo, ha considerado que "contribuye a normalizar" la relación con "un periodo negro de la historia" aunque "insuficiente" porque, en su opinión, aún "quedan muchas cosas por hacer en materia de memoria histórica".

       "Espero que esto sirva también para normalizar en el conjunto de las administraciones la atención a la necesidad de reparar las injusticias que se cometieron en este terreno", ha manifestado el portavoz socialista, que ha considerado necesario que todas las familias puedan saber "dónde están sus muertos" hasta "cumplir las disposiciones de la ley de memoria histórica".

       Con todo, en materia de memoria histórica, Leiceaga ha aprovechado para censurar la "pasividad y la inacción" del Gobierno gallego en materia de memoria histórica.

    "LLEGA TARDE, PERO ERA IMPRESCINDIBLE"

       En relación a la exhumación de los restos del dictador también se ha pronunciado la parlamentaria Luca Chao, de Grupo Común da Esquerda, quien ha celebrado el paso. "Llega tarde, pero era imprescindible, un momento que tenemos que saludar todos los comprometidos con la democracia", ha sentenciado.

       "Es un momento feliz, un paso de los muchos que nos quedan por dar", ha subrayado, antes de añadir que es preciso "exigir el cumplimiento" pleno de la memoria histórica, toda vez que quedan "miles de personas en fosas" que hay que "devolver a lugares de dignidad que quieran sus familias".

    "REFORZAR EL GRAN ACUERDO DE CONVIVENCIA"

       Aunque ha reconocido que le parece "bien" y ha dicho no tener "nada que objetar", Puy ha considerado que esta es "una cuestión que debería haberse resuelto de otra manera, buscando acuerdos y haciendo normal lo que es normal". "Si esto tiene algo de positivo es que el acuerdo de la Constitución se vea reforzado y lamento que las circunstancias lo impidan", ha apostillado.

       "Considero que lo que es importante, en relación a este tipo de cuestiones, es que permitan reforzar lo que significó el pacto constitucional del 78. Me parece bien la actuación del Gobierno, cumple la ley; pediría que este tipo de actuaciones estén orientadas a reforzar los pactos de reconciliación y de consenso político que hay en torno a nuestra democracia", ha indicado.

       Finalmente, Puy ha asegurado comprender que haya "muchas personas" que vean en la exhumación "un acto de justicia", pero se ha reafirmado en que, como sociedad, es preciso "ver esto como un paso más en la consolidación de la democracia y en un refuerzo de la conciliación que supuso la negociación de la Constitución, no como instrumento para la polarización y mucho menos para el debate electoral".