22 de octubre de 2019
2 de febrero de 2009

El PPdeG erige a Touriño en "campeón del despilfarro" y le exige que explique "ya" la reforma de tres salas de la Xunta

Censura este "capricho" en momento de crisis y reprueba que "lo que sirvió 16 años" a los populares no vale a "los ricos del bipartito"

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

El secretario xeral del PPdeG, Alfonso Rueda, exigió hoy al presidente de la Xunta, Emilio Pérez Touriño, explicaciones "inmediatas y claras" sobre las obras de remodelación de tres salas de la sede de la Xunta por importe de cuatro millones de euros y consideró que este "escándalo" convierte al también líder de los socialistas gallegos en "campeón del despilfarro".

En rueda de prensa con motivo de la información que publica hoy 'ABC' a este respecto, el 'número dos' de los populares gallegos tachó de "bochornoso" que el jefe del Ejecutivo autonómico "dilapide" dinero público en reformar tres espacios que "sólo se emplean unas horas a la semana", en alusión a la sala en la que se reúne con los conselleiros, la que usa para comparecer ante la prensa, y en la que se reúnen los secretarios.

Después de recordar la actual situación de crisis económica, Rueda vituperó a Touriño por "volver a concederse un capricho" con "el dinero de todos" y, como ejemplo, se mostró muy crítico con que la Xunta adquiera 19 sillas por valor de casi 2.300 euros cada una.

"Es indigno que el Gobierno gallego pague por una silla casi cuatro veces más de lo que representa la ayuda media por desempleo", expuso y, en la misma línea comparativa, contrapuso las dificultades económicas de la ciudadanía con el "lujo" que rodea al presidente de la Xunta.

UN AGENTE PARA VIGILAR LAS OBRAS

Ante este "nuevo ejemplo de despilfarro", Rueda consideró "urgente" una explicación por parte de Touriño, a quien demandó "transparencia" en lugar de "mentiras y opacidad". Al hilo de esto, censuró que el Gobierno gallego acometiese esta actuación "con el mayor de los secretos" e incluso colocase un agente para vigilar que nadie accediese a las obras.

Después de enfatizar que la reforma de estas salas de San Caetano es "un gasto reciente", rechazó que el máximo mandatario gallego pueda aducir "excusas" para justificar este gasto. "No pueden pasar ni 24 horas sin que comparezca para explicar todo esto", reclamó Rueda al presidente de la Xunta, quien no se ha pronunciado sobre este asunto por el momento.

El dirigente popular también se preguntó si "la otra parte" del Gobierno gallego, en referencia a los nacionalistas del BNG, estaba de acuerdo con llevar a cabo esta remodelación en la Xunta, y descalificó que esta sea la "receta" del bipartito contra la crisis económica.

"ESTO SE VA A ACABAR"

"Cuanto peor lo pasan los gallegos para llegar a fin de mes, más cuantiosos gastos hacen los miembros del bipartito", censuró, y rechazó pedir la dimisión de Touriño por esto, convencido de que el electorado "tomará nota" y "actuará en consecuencia" en las próximas elecciones autonómicas.

No obstante, Rueda adelantó que la oposición insistirá a través de "todos los cauces a su alcance" para que el presidente de la Xunta justifique este gasto y para "dejar claro" a la ciudadanía que el PP no permitirá este tipo de comportamientos si gana los comicios gallegos del 1 de marzo.

"Esto se va a acabar", zanjó, y recordó el plan de austeridad prometido por los populares en este sentido. "Ahora entendemos por qué el presidente de la Xunta lo criticó", continuó Rueda, y enumeró varios ejemplos de la "tendencia al lujo" de Touriño.

"COCHE FANTÁSTICO"

Así, puso de manifiesto el incremento de asesores y de gastos de representación desde que el bipartito llegó a la Xunta así como la compra de un "coche fantástico" para el uso de Touriño por valor de 480.000 euros.

"Es un 50 por ciento más caro que el de Obama --presidente de Estados Unidos-- que viaja con una limusina con blindaje antigranadas y sistemas de defensa con bombas de humo", exclamó, y recordó también que el bipartito gastó más de dos millones de euros en reformar las dependencias de Presidencia de la Xunta.

El 'número dos' del PPdeG criticó este comportamiento cuando "la mayoría de los gallegos lo está pasando mal" y comparó este comportamiento con el del anterior Gobierno popular. "Lo que sirvió durante 16 años no vale para el bipartito", reprobó, e ironizó con que las dependencias de la Xunta eran "demasiado austeras" para los "ricos del bipartito".