28 de marzo de 2020
9 de enero de 2008

Los Proyectos de Ley de Protección del territorio y de la Vivienda inician su andadura en el Parlament

PALMA DE MALLORCA, 9 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Mesa del Parlament admitió hoy a trámite los escritos presentados por el Govern balear relativos a los Proyectos de Ley de Medidas urgentes de protección del territorio para un desarrollo urbanístico sostenible, y a la obtención de suelo para la construcción de viviendas de protección pública.

Comienza así el proceso de tramitación parlamentaria de las dos iniciativas más importantes impulsadas hasta la fecha por el Govern en el Parlament, según informó esta institución en un comunicado.

La primera de ellas, conocida como la Ley de protección del territorio, fue aprobada en Consell de Govern el pasado 14 de diciembre y prevé la regulación de las categorías del suelo, la protección de varias zonas de las islas para evitar su urbanización y la derogación de la Ley de Campos de Golf, para impedir la oferta complementaria, entre otros aspectos.

Prevé, concretamente, la ampliación de la protección de las áreas en Mallorca de La Victoria, Dunes de Son Real, Punta Negra-Cala Mitjana, Marina de Llucmajor, Cap de Cala Figuera-Rafalbetx, Cap des Llamp y zonas de la Serra de Tramuntana, mientras que en la isla de Eivissa se amplía la protección de Cap Llibrell, Cap Llentrisca-Sa Talaiassa, Cala Compte-Cala Bassa y áreas dels Amunts d'Eivissa.

Asimismo, también se ampliará la protección de Cala Blanca (Andratx), Cala Marçal (Felanitx) y Es Pujols (Santanyí). Estas tres zonas quedaron protegidas de forma cautelar por el Decreto Ley de protección del territorio, que convalidó el Parlament el pasado 11 de diciembre, y, tras llegar a un acuerdo ayer PP y PSOE, quedarán también protegidas por la Ley.

Por otra parte, el 'Proyecto de Ley para la obtención de suelo para la construcción de viviendas protegidas' resultará en la primera Ley de la Vivienda en Baleares, y con ella, el Govern prevé la construcción de más de 5.000 viviendas protegidas en un plazo de cuatro años, con un precio reducido de entre 90.000 y 100.000 euros las de compra, y de entre 200 y 300 euros las de alquiler.

Para ello, el Govern abrirá una convocatoria pública para que los propietarios de suelo calificado como urbano, urbanizable o como rústico en áreas de transición, presenten su ofertas, siempre que se encuentren en municipios de más de 10.000 habitantes. Una vez valoradas las distintas propuestas -priorizando los suelos no calificados como rústico-, se establecerá unas delimitaciones de áreas estratégicas de suelo.

Para la delimitación de éstas áreas será necesario contar con un informe previo del consell insular y el ayuntamiento respectivo, que será vinculante. Después se redactará una norma subsidiaria complementaria para cada municipio donde está delimitada un área estratégica de de suelo y se incorporará al planeamiento de desarrollo.