30 de noviembre de 2020
4 de noviembre de 2006

Crónica UE.- Constitución, energía y medioambiente, temas centrales para Alemania durante su presidencia de la UE

La canciller alemana, Angela Merkel, desarrolla las líneas principales de su política de cara a enero

BERLÍN, 4 Nov. (de la corresponsal de EUROPA PRESS, Rosa Aranda) -

A menos de dos meses de dar comienzo su turno rotativo de la Presidencia del Consejo de la Unión Europea, Alemania no ha hecho público aún su programa de acción. Sin embargo, su canciller federal, Angela Merkel, sí que ha anunciado que centrará su agenda en el impulso de la Constitución Europea, el aprovisionamiento de energía, la reducción de emisiones de CO2 y el cambio climático.

La canciller alemana ha reiterado en numerosas ocasiones que cuando su país tome el relevo de la Presidencia de turno de la UE el próximo 1 de enero, asumirá el papel de "mediador" entre los distintos países miembro, para impulsar el proyecto constitucional, después de los últimos meses de bloqueo del Tratado Constitucional europeo, tras el 'no' de Francia y Holanda.

Alemania ha anunciado que se atendrá al Tratado Constitucional y que quiere mantener los elementos políticos sustanciales del mismo. Por otra parte, presentará "en el momento idóneo" una propuesta de Constitución, aunque todavía está estudiando el mejor método para llevar a cabo este propósito, informó durante este mes el Ministerio alemán de Asuntos Exteriores.

La máxima dirigente política alemana quiere que los ciudadanos de la UE no sean euroescépticos y por ello se propone "acercar de nuevo Europa a sus ciudadanos", con el fin de que estos se convenzan de todo lo que desde Bruselas se puede hacer en su favor, y de que conjuntamente, es posible sacar adelante el proyecto constitucional para la Unión Europea, "necesario para que ésta pueda afrontar el futuro con garantías".

Merkel sin embargo, también ha advertido que Alemania sola y durante un tiempo limitado a seis meses, no puede llegar a un acuerdo definitivo entre los Veinticinco sobre la Constitución. "Va a llevar un tiempo, y de ninguna manera será resuelto durante la Presidencia alemana", reconoció Merkel, quien también añadió que Alemania "ve con optimismo la posibilidad de elaborar y acordar criterios en lo que respecta a la orientación, el procedimiento y el marco temporal".

POLÍTICA ENERGÉTICA

La seguridad en un "abastecimiento energético, ecológico y seguro para Europa" es otra de las prioridades de Alemania durante su turno en la Presidencia de la UE. En este sentido, y ante los elevados precios del gas y de la electricidad, este país intentará favorecer el aumento de la competencia en la UE.

Además de ello, a partir de enero de 2007, la organización de países y Rusia negociarán la firma del nuevo acuerdo ampliado de cooperación, según anunció Erkki Tuomioja, ministro de Asuntos Exteriores de Finlandia, país que ejerce la actual Presidencia de turno de la UE.

El discutido proyecto del gasoducto por el mar Báltico que suministrará a Alemania a partir de 2008 es la mejor prueba de que el Gobierno alemán en Berlín es partidario de las las relaciones con Moscú; asunto muy criticado por el Gobierno de Polonia que cree que en la actualidad, la energía se está utilizando como "arma política".

El suministro de Rusia cubre el 30% de las necesidades de hidrocarburos de Alemania y el 25% de las europeas, algo que hace del país del Este de Europa un aliado imprescindible para los miembros de la UE.

También los países de Asia Central van a ser un punto clave en la política de la UE que dirigirá a partir de enero Alemania. Así lo demuestra la visita que realiza estos días el ministro alemán de Exteriores, Frank-Walter Steinmeier a Kasajistán, Uzbekistán, Turkmenistán, Tayikistán y Kirguistán.

El objetivo de la visita oficial a estos países es crear una estrategia que permita interactuar a la Unión Europea con Asia Central, región que tiene una importancia económica cada vez mayor, y cuyas bases serán democracia, petróleo y gas.

Las impresiones de Steinmeier tras finalizar su visita a estos cinco países, serán presentadas al Consejo de la Unión el 13 de noviembre y servirán para diseñar una nueva política europea para Asia Central.

PROTECCIÓN DEL MEDIO AMBIENTE

De todos es conocido el compromiso germano con el medio ambiente. En una reciente reunión esta semana con el primer ministro británico, Tony Blair, Merkel le aseguró su intención de aprovechar la oportunidad de liderar la acción europea contra el cambio climático en el planeta y le prometió que haría de este tema una de las bases de su política durante la Presidencia alemana de la Unión Europea el próximo semestre.

"Alemania y Reino Unido quieren colaborar en esta cuestión de cara al final del Tratado de Kioto en 2012", aseguró Merkel a los medios congregados. "Tenemos que lanzar una llamada de atención porque el cambio climático es uno de los grandes retos del siglo XXI y por ello, debemos trabajar a fondo para convencer a colegas estadounidenses y canadienses de que es un tema de máxima importancia".

Alemania va a trabajar también para que se limite el uso de la energía fósil, pues estos combustibles "no son infinitos y constituyen una amenaza para el clima mundial", defienden desde el gobierno germano. "Si queremos alcanzar la meta de evitar un calentamiento de la Tierra de más de dos grados centígrados, tenemos que limitar este consumo".

Respecto al aspecto económico en su agenda, Alemania cree que para que la Unión Europea sea capaz de responder a los retos del futuro de un mundo globalizado y ganarse la credibilidad de sus ciudadanos, tiene que seguir buscando vías para explotar al máximo su potencial económico e innovador y concentrarse en el crecimiento de empleo. En este sentido, trabajará durante su Presidencia de la UE, han prometido desde el Ministerio de Asuntos Exteriores.

SEGURIDAD INTERNACIONAL Y ORIENTE PRÓXIMO

Por otra parte, Alemania es consciente de que durante su seis meses de Presidencia de la UE, tendrá que hacer frente a la amenaza persistente del terrorismo, así como a graves problemas internacionales, entre ellos, la explosiva situación en Oriente Próximo y Oriente Medio, informaron fuentes del Ministerio alemán de Asuntos Exteriores.

"En la gestión de crisis de esta situación se han depositado en nuestra Presidencia grandes expectativas que van a ser difíciles de satisfacer", reconocieron fuentes de dicho ministerio germano.

Sin embargo, Alemania se esforzará en este sentido "porque la paz y la estabilidad siguen siendo la base del proceso de integración europeo" y se apoyará en sus socios de la UE y del "Cuarteto para Próximo Oriente" con el fin de buscar salidas que hagan viable una solución global al conflicto.

Angela Merkel ha subrayado la necesidad de que la UE desarrolle una "acción exterior conjunta", porque "hoy en día ningún país europeo está en condiciones, por sí mismo, de velar por su seguridad".

AMPLIACIÓN DE LA UE

En lo que respecta a la posible adhesión de Turquía a la UE, el Ministerio alemán de Asuntos Exteriores, indicó el pasado 11 de octubre que "que se produzcan o no avances en este sentido durante la Presidencia alemana, dependerá en gran medida de hasta que punto Turquía cumpla con lo establecido en el protocolo de adaptación del Acuerdo con Ankara", es decir, si finalmente, Turquía abre sus puertos a Chipre.