4 de abril de 2020
12 de agosto de 2008

Georgia.- Saakashvili pide a los ciudadanos de Tiblisi que no se asusten porque no habrá peligro "al menos hasta mañana"

MADRID, 12 Ago. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Georgia, Mijail Saakashvili, pidió hoy a la población de Tiblisi que evite caer en un sentimiento de "pánico" porque esto crearía "más problemas", y aseguró que "al menos hasta mañana" la capital no estará en peligro de ser atacada por las fuerzas rusas.

"Si la capital se enfrenta a algún peligro lo sabréis doce horas antes. Lo ideal sería que todos nos quedásemos en casa", afirmó en un discurso televisado esta noche y recogido por el portal de noticias 'civil.ge'. "Puede que varios centenares de personas hayan abandonado ya la ciudad, pero decidles que vuelvan; es mucho más seguro quedarse en casa", reiteró.

Aunque la población de Tiblisi está asustada y muchos están intentando huir, Saakashvili aseveró que "las fuerzas enemigas no tienen los recursos suficientes para ocupar la capital".

Poco antes, el presidente había señalado que las fuerzas rusas controlaban la principal autopista que pasa por la localidad de Gori, que se encuentra a tan sólo 60 kilómetros de Tiblisi y a 50 kilómetros al sur de la capital de la región separatista de Osetia del Sur, Tsjinvali, donde el jueves pasado se originó el recrudecimiento del conflicto.

En un discurso pronunciado ante el Consejo de Seguridad Nacional, Saakashvili destacó que, al dominar esta autopista, las fuerzas rusas han "separado la zona occidental del país de la oriental".

También informó de que el enemigo se había adentrado mucho en territorio georgiano desde Abjazia, la otra región secesionista, llegando a tomar la localidad de Senaki, que se sitúa a unos 150 kilómetros de Osetia del Sur y alberga la mayor base militar georgiana.

Pero luego la agencia de noticias rusa Interfax dijo que el Ministerio de Defensa ruso indicó que las fuerzas rusas se han retirado de Senaki porque ya no existía el riesgo de que el Ejército georgiano bombardease Tsjinvali.

Asimismo, el Ministerio de Defensa ruso negó las informaciones que apuntaban a que las fuerzas rusas habían llegado a Gori. Por su parte, el ministro de Defensa georgiano, Davit Kezerashvili, dijo que las tropas rusas no han entrado en esta localidad pero sí que se encuentran en sus inmediaciones.

En su penúltimo discurso, el presidente georgiano había alertado de que la situación era "extremadamente grave". "Esto es un intento de ocupación, un intento de ocupar totalmente Georgia, un intento de destruir Georgia", subrayó. "El objetivo de Rusia es poner fin a la existencia del Estado georgiano", aseguró.

Asimismo, Saakashvili dijo que Georgia sólo está recibiendo "ayuda moral y humanitaria" de la comunidad internacional. "Pero necesitamos más que eso: queremos que pare a esos agresores bárbaros", dijo en referencia a Rusia.

No obstante, recalcó que el Ejército georgiano "seguirá reagrupándose" y que protegerá y continuará luchando por el futuro de los georgianos. "Nunca nos rendiremos, nunca diremos no a la libertad ni a nuestro futuro, nunca nos arrodillaremos", manifestó.