21 de marzo de 2019
1 de septiembre de 2014

El ministro de Comunicaciones de Guatemala dimite para aspirar a la Presidencia

MADRID, 1 Sep. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Comunicaciones, Infraestructura y Vivienda, Alejandro Sinibaldi, ha anunciado su próxima dimisión del cargo para convertirse en precandidato del oficialista Partido Patriota (PP) para las elecciones presidenciales de 2015, en las que no puede presentarse el actual mandatario Otto Pérez Molina.

Las leyes guatemaltecas impiden la reelección consecutiva de un presidente y, tras constantes especulaciones y advertencias sobre una posible campaña electoral anticipada, Sinibaldi ha revelado que será él la cabeza de cartel del PP para el próximo año.

"Mi sentimiento está claro: es el momento de dejar el Ministerio de Comunicaciones para emprender un camino importante de cara a ganar las elecciones generales de 2015", ha anunciado el ministro durante la inauguración de una carretera en Chimaltenango.

En este sentido, Sinibaldi ha confirmado que ese acto oficial sería el último en el que participase como ministro, ya que tiene previsto abandonar el puesto el próximo miércoles. Sinibaldi tiene ante sí el reto de romper la racha por la que el partido que gobierna no logra mantenerse en el poder.

Pérez Molina ha reconocido que, aunque sabía la decisión de su ministro, desconocía el momento en que abandonaría el Ejecutivo. El presidente ha destacado que "es una gran pérdida" para el Gobierno, pero "una gran ganancia para todo el pueblo de Guatemala".

"Espero que, en un año y cuatro meses, pueda entregar la Presidencia a un hombre trabajador y que se encuentra aquí presente, y ese es Alejandro Sinibaldi", ha destacado Pérez Molina, que asumió el cargo el 14 de enero de 2012.

CASTIGO DEL TSE

El Tribunal Supremo Electoral (TSE) publicó el pasado 19 de agosto un informe crítico con el Gobierno en el que pedía a las principales autoridades que se abstuviesen de "participar en propaganda política anticipada" para apoyar "la candidatura de cualquier funcionario y empleado público". La oposición también ha acusado al ministro de Comunicaciones de aprovecharse del puesto con fines electoralistas.

El TSE decidió suspender a once formaciones, entre ellas el PP, por violaciones de la Ley Electoral y de Partidos Políticos, por lo que el oficialismo no podrá proclamar oficialmente a Sinibaldi como aspirante a la Presidencia hasta que se levante el bloqueo.

El todavía ministro ha desmarcado su anuncio de la suspensión impuesta por el TSE y ha subrayado que se trata de una "decisión personal". Sinibaldi quería hacer pública su precandidatura con el tiempo "necesario" para "ser competitivo" y "tener la oportunidad de ganar las elecciones".

Para leer más