17 de octubre de 2019
4 de abril de 2008

OTAN-Moratinos hace "balance positivo" de los contactos de Zapatero y resta importancia a su soledad en algunos momentos

Dice que las imágenes de Zapatero solo lejos de todos los mandatarios "no tienen mayor importancia"

BUCAREST, 4 Abr. (Del enviado especial de Europa Press Borja Diaz-Merry) -

El ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación español, Miguel Angel Moratinos, realizó hoy "un balance positivo" de los contactos mantenidos por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, durante la Cumbre de la OTAN en Bucarest, al tiempo que restó importancia al hecho de que el jefe del Ejecutivo español estuviera solo en una mesa, alejado del resto de mandatarios internacionales, durante más de diez minutos en la reunión sobre Afganistán, tal y como muestan las imágenes de las cadenas de televisión y de la señal institucional de la Alianza Atlántica.

"En las cumbres hay que valorar lo que es la presencia y, sobre todo, la contribución que hace el presidente del Gobierno, el jefe de la delegación", afirmó Moratinos en rueda de prensa, subrayando que "ha mantenido con los principales líderes europeos encuentros suficientes".

"Ha mantenido encuentros con aquellos líderes nuevos con los que no había podido, como es el caso importante de un líder como es el nuevo primer ministro de Australia, con Polonia, país también importante, y con (Hamid) Karzai, que es el presidente de Afganistán", explicó el ministro.

"Con el secretario general de Naciones Unidas no pudo porque no fue invitado ni siquiera a la comida. El secretario general estuvo con los ministros y, por tanto, no pudo hablar con él", indicó. "Pero creo que si hubiera un listado de cuantas veces ha visitado el señor Ban Ki Moon y los encuentros mantenidos, (demostraría que) tenemos unas relaciones esplendidas", remachó.

El jefe de la Diplomacia española contestó así al ser preguntado por el balance que realiza el Gobierno de las conversaciones y encuentros mantenidos por Zapatero durante la cita internacional de Bucarest y por el hecho de que no hubiese llegado a conversar con algunos de los líderes destacados que el propio Ministerio de Asuntos Exteriores había anunciado como reuniones informales previstas, entre otras con el máximo responsable de la ONU, Ban Ki Moon, y con el presidente de la Federación Rusa, Vladimir Putin.

Zapatero dejó ayer la capital rumana tras haber intercambiado únicamente un saludo con el presidente de Estados Unidos, George W. Bush, que le felicitó por su victoria electoral, y después de sendas reuniones informales con el presidente polaco, Lech Kaczynski, y el primer ministro australiano, Kevin Rudd, y conversaciones con la primera ministra neozelandesa, Helen Clark, el presidente francés, Nicolás Sarkozy, y la canciller alemana, Angela Merkel, entre otros.

Tras la consulta sobre el balance, el ministro fue cuestionado por la explicación que ofrece al hecho de que las imágenes de televisión mostraran durante la reunión de la OTAN sobre Afganistán a un presidente del Gobierno español solo en una mesa vacía durante más de diez minutos mientras el resto de mandatarios internacionales conversaban alrededor.

Moratinos contestó en un primer momento refiriéndose a la fotografía que plasman esa imagen en las portadas de la prensa nacional española y dijo que no tenía comentarios que hacer al respecto pero, ante la insistencia de los medios que le reclamaban una explicación sobre las imágenes, de más de diez minutos de duración, subrayó que éstas no tenían "mayor importancia".

"Desde nuestro punto de vista no tiene mayor importancia", apostilló el jefe de la Diplomacia española, que incidió en que la presencia y contribución española en la Alianza es "importante" y los objetivos que tenían para la cumbre "se han alcanzado". "Estamos satisfechos con el resultado de la reunión", concluyó.