20 de septiembre de 2020
15 de agosto de 2020

Pence pide la libertad del expresidente colombiano Álvaro Uribe y lo califica de "héroe"

Pence pide la libertad del expresidente colombiano Álvaro Uribe y lo califica de "héroe"
Imagen del vicepresidente estadounidense, Mike Pence. - DOUGLAS R. CLIFFORD/TAMPA BAY TI / DPA

MADRID, 15 Ago. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, ha pedido este viernes la libertad del expresidente colombiano Álvaro Uribe y lo ha calificado como un "héroe".

"Álvaro Uribe se encuentra bajo arresto domiciliario, nos unimos a las voces amantes de la libertad en todo el mundo para pedir a las autoridades colombianas que dejen a este héroe, que ha recibido la Medalla Presidencial de la Libertad de Estados Unidos, defenderse como un hombre libre", ha trasladado Pence a través de su cuenta en la red social Twitter.

El vicepresidente ha trasladado también que ha podido hablar con el presidente colombiano, Iván Duque, y ha subrayado que, pese a pedir la liberación de Uribe, respeta las instituciones colombianas y su independencia.

Además, ha resaltado la unión para la "libertad" entre ambas naciones y los esfuerzos conjuntos para combatir el tráfico de drogas.

La Corte Suprema de Justicia (CSJ) de Colombia ordenó el 4 de agosto poner bajo arresto domiciliario a Uribe en el marco del caso abierto contra él por supuesto fraude procesal y soborno de testigos, en lo que supone la primera vez en la historia del país en la que se impone una medida así a un antiguo jefe de Estado.

El senador colombiano, cuya figura divide al país, tiene más de medio centenar de procesos abiertos en su contra por diversos delitos, en su mayoría vinculados a grupos paramilitares.

Los paramilitares de ultraderecha fueron grupos armados ilegales que surgieron en la década de 1980 financiados por ganaderos, terratenientes y comerciantes para protegerse de los ataques de la antigua guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Estos grupos están acusados de cometer las peores violaciones a los Derechos Humanos en medio del conflicto interno de más de medio siglo que dejó 220.000 muertos y de estar activamente vinculados con el narcotráfico.