19 de mayo de 2019
5 de septiembre de 2010

La tormenta tropical 'Earl' llega debilitada a la costa de Canadá

La tormenta tropical 'Earl' llega debilitada a la costa de Canadá
REUTERS

HALIFAX (CANADÁ), 5 Sep. (Reuters/EP) -

El huracán 'Earl', degradado a tormenta tropical, tocó tierra en Canadá y se desvaneció después de amenazar la costa este de Estados Unidos, inundar caminos, derribar árboles y cortar el suministro eléctrico a miles de hogares en la provincia atlántica de Nueva Escocia.

La tormenta, degradada sucesivamente desde su origen como huracán de categoría cuatro, no asestó el golpe que se temía a lo largo de la semana, cuando los expertos advirtieron de los posibles daños que podía causar en una región que dispone de refinerías que generan unos 1,1 millones de barriles diarios de petróleo estadounidense.

"Esquivamos una bala", dijo Scott MacLeod, portavoz de la Agencia de Gestión de Emergencias de Massachusetts, sobre el paso de 'Earl' como una tormenta tropical. "Más allá de algunos cierres de caminos menores debido a inundaciones locales, no tenemos muchos reportes de grandes daños", agregó.

La tormenta recuperó apenas su categoría de huracán al llegar a Canadá y se volvió a debilitar rápidamente a una tormenta tropical, con vientos por debajo de los 119 kilómetros por hora, la mitad de la velocidad de un huracán categoría 4.

La tormenta, con ráfagas iniciales de 80 130 kilómetros por hora, dejó a 200.000 hogares y negocios sin electricidad en una provincia de unos 940.000 habitantes. La autoridad energética de Nueva Escocia dijo que podría tomar dos días restablecer completamente el suministro.

Como huracán de categoría 4 en la escala de cinco intensidades de Saffir-Simpson, 'Earl' fue el mayor huracán que amenazó la densamente poblada costa atlántica estadounidense desde el paso del huracán 'Bob' en 1991.

'Earl' provocó fuertes lluvias y poderosas ráfagas de viento en algunas zonas de Nueva Inglaterra mientras se dirigía a Canadá, pero se mantuvo sobre el mar y causó menos daños de los previstos en su trayectoria desde Carolina del Norte. Tocó tierra en Nueva Escocia, en la costa Atlántica.