15 de septiembre de 2019
23 de marzo de 2014

Un tribunal ordena el "cese inmediato" de la huelga del gremio de profesores, en vigor desde hace 13 días

BUENOS AIRES, 23 Mar. (EUROPA PRESS) -

El tribunal de lo Contencioso Administrativo de La Plata ha ordenado este sábado al gremio de los profesores el "cese inmediato de la huelga" que mantienen en vigor desde hace trece días por una mejora salarial y de las condiciones que ha aplazado el reinicio de las clases de alrededor de 3,5 estudiantes argentinos.

El juez del tribunal, Francisco Terrier, ha aceptado el recurso de amparo presentado el pasado viernes por el Defensor del Pueblo, Carlos Bonicatto, y ha dispuesto el comienzo de las clases el próximo martes.

En la resolución, Terrier, asimismo, ha urgido al gobernador de Buenos Aires, Daniel Scioli, a mantener "la continuidad de las negociaciones paritarias" y le disuade de restar "a los docentes los días de huelga transcurridos, hasta el agotamiento de la negociación y conciliación colectiva", según ha informado la agencia estatal de noticias, Télam.

Por su parte, Bonicatto ha declarado a la cadena argentina TN que el profesorado puede recurrir la sentencia, aunque no frustraría el reinicio de las clases dictado este sábado por el juez Terrier.

Sin que puedan penalizar las negociaciones en las nóminas en los profesores y con la petición judicial al gobierno bonaerense de que prosiga las negociaciones, el conflicto entre el profesorado y las autoridades capitalinas no tiene visos de acabar.

Poco antes de que el juez Terrier emitiera su dictamen, la Federación de Educadores de Buenos Aires (FEB) acordó continuar con el paro, al tiempo que el jefe del gremio docente bonaerense (Suteba), Roberto Baradel, ha avisado de que el gobierno no ha ofrecido ninguna solución convincente.

El profesorado exigido al gobierno de Buenos Aires que mejore la última propuesta oficial, que implicaba el incremento del sueldo en un 25,5 por ciento y que vaticinó un acercamiento de posturas que logró poner fin a una huelga de maestros de 72 horas convocada por el sindicato. No obstante, la ausencia de avances hizo encallar las negociaciones y propició una nueva huelga del gremio del personal docente de la capital argentina.