5 de marzo de 2021
16 de octubre de 2014

La UE dice que las conversaciones nucleares con Irán atraviesan una "fase crítica"

VIENA, 16 Oct. (Reuters/EP) -

Las negociaciones con Irán para llegar a un acuerdo definitivo sobre su programa nuclear están en una "fase crítica", según ha revelado este jueves Michael Mann, portavoz de la Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Catherine Ashton.

"Los esfuerzos diplomáticos para encontrar una solución a la cuestión nuclear iraní están ahora en una fase crítica", ha dicho Mann en un comunicado, tras la reunión de alto nivel celebrada hoy en Viena.

El portavoz comunitario ha destacado que han intentado "hacer progresos y seguir comprometidos con una solución global" de cara al plazo del 24 de noviembre.

Horas antes, el ministro de Asuntos Exteriores iraní, Mohamed Javad Zarif, ha indicado que ha habido "progreso" en "todos los campos". El encuentro "ha sido difícil, serio e intenso pero, en lugar de centrarnos en los problemas, hemos discutido las soluciones", ha afirmado.

Ahton coordina estos días en Viena una nueva ronda de las negociaciones sobre la industria nuclear de la República Islámica entre ésta y el Grupo 5+1, formado por Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Alemania, Rusia y China.

ACUERDO PRELIMINAR

En noviembre de 2013, el Grupo 5+1 e Irán lograron cerrar un acuerdo preliminar de seis meses de duración, por virtud del cual Teherán se comprometió a congelar parte de su programa nuclear a cambio del levantamiento de algunas sanciones.

Las partes acordaron el pasado mes de julio darse cuatro meses más para tratar de llegar a un acuerdo definitivo sobre el programa nuclear iraní, tras admitir ambas partes que persistían "diferencias significativas".

Los escollos se han centrado hasta ahora en cuestiones como el número de centrifugadores que podría mantener la República Islámica, que incluso ha desarrollado nuevos modelos, y el levantamiento de las sanciones, según fuentes diplomáticas.

El acuerdo definitivo contemplaría que Irán pueda mantener un programa de enriquecimiento de uranio dentro de unos términos pactados y limitados. A cambio, la República Islámica debe despejar todas las dudas sobre la naturaleza exclusivamente pacífica de su programa.

Para leer más