21 de enero de 2021
27 de junio de 2006

Ulster.- El Ejército británico encuentra una bomba que resultó ser falsa en un autobús abandonado en Belfast

LONDRES, 27 Jun. (de la corresponsal de EUROPA PRESS Marta Altuna) -

Expertos del Ejército británico trataron hoy de desactivar una bomba que resultó ser falsa en Belfast (Irlanda del Norte). El dispositivo fue abandonado en un autobús que había sido robado esta mañana a punta de pistola.

Dos hombres secuestraron el autobús a las 07:00 horas en Glengormley, un área protestante del norte de Belfast y pidieron que el vehículo fuera aparcado bajo un "arco de Orange", un adorno callejero hecho por quienes apoyan la Orden de Orange, una orden protestante que celebra la conquista de Guillermo de Orange.

La Policía del Ulster indicó que estos dos individuos ordenaron al conductor del autobús y a cinco pasajeros que se encontraban en él que lo abandonaran y dejaron un paquete que aseguraban que era una bomba.

Este tipo de decoración se pone en las calles de Irlanda del Norte normalmente durante el mes de julio, que es cuando tienen lugar la mayoría de los desfiles en este territorio. La mayoría de los católicos muestra su desagrado por estos arcos porque consideran que están diseñados para intimidar a las comunidades católicas que viven en estas zonas.

De momento, ningún grupo ha reivindicado este secuestro y la amenaza con bomba. Expertos del Ejército británico utilizaron un robot a control remoto para inspeccionar la bolsa. Posteriormente, la Policía de Irlanda del Norte confirmó que no se hallaron explosivos.