20 de abril de 2019
  • Viernes, 19 de Abril
  • 31 de julio de 2014

    UNICEF tilda de "atrocidad" el ataque israelí contra la escuela de la UNRWA en Jabalia

    MADRID, 31 Jul. (EUROPA PRESS) -

    El director ejecutivo del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), Anthony Lake, ha condenado este miércoles el ataque perpetrado por Israel contra una escuela de la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados Palestinos en Oriente Próximo (UNRWA) y ha dicho que "semejante atrocidad se ha convertido en algo común en el conflicto".

    "Son demasiados los niños de Gaza que llevan 23 días viviendo entre el miedo y la desesperación. Los grifos de agua se han secado y las aguas residuales se han desbordado por las calles, mientras que los trabajadores sanitarios tratan de salvar vidas con escasa electricidad y un número insuficiente de medicamentos", ha manifestado.

    Lake, que ha cifrado en al menos 245 el número de niños palestinos que han muerto desde que comenzó el conflicto, ha recalcado que "los niños de Israel han vivido durante 23 días bajo la amenaza de ataques indiscriminados dirigidos a sus hogares y sus vecindarios".

    "¿Qué esperanza tienen estos niños --y sus sociedades-- si los adultos no cumplen con su responsabilidad de protegerlos? ¿Qué están aprendiendo estos niños acerca del modo en que deben comportarse cuando sean adultos?", se ha preguntado.

    "Por el bien de los niños, todas las partes en el conflicto deben entrar en razón, permitir que los trabajadores humanitarios ayuden a los necesitados y llegar a un acuerdo para poner fin a estos ataques ahora mismo, antes de que se pierdan más vidas inocentes, incluyendo las que son las más inocentes de todas, las de los más jóvenes", ha remachado.

    El último balance proporcionado por fuentes palestinas cifra en 16 los fallecidos por el bombardeo en un centro de la UNRWA en Jabaliya, utilizado por cientos de palestinos para escapar precisamente de la violencia que sacude la Franja desde hace semanas.

    El balance de palestinos muertos en el marco de la operación 'Margen Protector' asciende a 1.360, mientras que el número de heridos supera los 7.000, según el balance oficial. Cerca del 80 por ciento de las víctimas son civiles, según los datos facilitados por Naciones Unidas.

    Por otra parte, han muerto 53 soldados y dos civiles israelíes a causa del impacto de un cohete, así como un ciudadano de nacionalidad tailandesa. La muerte de todos los soldados israelíes se ha producido después de la decisión tomada el jueves por el Gobierno israelí de iniciar una operación terrestre contra el enclave.

    La propia UNRWA reiteró el lunes su petición de que se investigue a fondo el ataque ejecutado la semana pasada por Israel contra una de sus escuelas en la localidad de Beit Hanun, que se saldó con 16 muertos y 200 heridos.

    Más de 182.000 palestinos han abandonado sus hogares en las últimas dos semanas para escapar de la ofensiva israelí y refugiarse en 82 instalaciones de la UNRWA, aunque la agencia ha alertado que ni siquiera estos centros son seguros y varios de ellos han sido atacados en los últimos días.

    Para leer más