15 de enero de 2021
4 de abril de 2012

La Cámara de Comercio de Tenerife considera que las cuentas de 2012 son una "agresión" para Canarias

La Cámara de Comercio de Tenerife considera que las cuentas de 2012 son una "agresión" para Canarias
CEDIDA

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 4 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Cámara de Comercio, Industria y Navegación de Santa Cruz de Tenerife considera que los recortes de más de 700 millones de euros que contemplan los Presupuestos Generales del Estado para Canarias son una "agresión" porque agravan aún más la crisis económica "y condenan a la recesión a un territorio que soporta cerca de un 31 por ciento de paro y que, en tan solo tres años, ha perdido el 14 por ciento de su tejido empresarial".

A juicio del presidente de la Cámara, Ignacio González Martín, "la economía canaria no puede soportar el impacto que supone una disminución tan drástica para las islas como la llevada a cabo por el Gobierno de Rajoy".

Añade, además, que "los empresarios no aguantan ni una vuelta de tuerca más porque la austeridad no puede asfixiar a un tejido productivo afectado no sólo por la caída brutal de la demanda interna, sino por la anemia inversora de las administraciones públicas".

En este sentido, la Cámara de Comercio muestra su total respaldo al Gobierno de Canarias en sus reivindicaciones, y le urge a establecer cuantos canales de comunicación y negociación hagan falta para tratar de corregir lo que es "una muestra de insensibilidad hacia las singularidades de un territorio como Canarias, afectado no solo por los costes de la insularidad y lejanía, sino también por una política que no contempla excepcionalidades que son un derecho histórico de una región como Canarias".

Asimismo, llama la atención especialmente la nueva reducción de 322 millones en inversión directa lo que supone un nuevo incumplimiento del Régimen Económico y Fiscal (REF), "abriendo aún más la brecha entre la inversión en Canarias y la media del resto del país".

DESAPARICIÓN DE LA OBRA PÚBLICA

Según la información del Gobierno de Canarias, todas las consejerías se van a ver afectadas por este recorte de más de 700 millones, pero especialmente la de Obras Públicas, Transportes y Política Territorial, que tenía presupuestado para este año unos 339 millones.

"El recorte en casi 140 millones supone la práctica desaparición de licitación de nueva obra pública y la paralización de muchas obras en marcha", señala.

En esta línea, la Cámara de Comercio considera que cualquier recorte que afecte a la inversión productiva y, especialmente a elementos estratégicos como son sus principales vías de comunicación y transporte, aeropuertos y carreteras, tendrán "un efecto directo en dos de sus principales motores como son el turismo y la construcción, restando aún más competitividad a las islas".