15 de noviembre de 2019
  • Jueves, 14 de Noviembre
  • 14 de julio de 2010

    Endesa pone en marcha las dos turbinas de gas del segundo ciclo combinado de Granadilla (Tenerife)

    SANTA CRUZ DE TENERIFE, 14 Jul. (EUROPA PRESS) -

    La empresa Endesa ha informado este miércoles de que acopló el jueves pasado al sistema eléctrico de Tenerife la segunda turbina de gas del segundo ciclo combinado que está construyendo en los terrenos de la central de producción de Granadilla.

    En junio se había acoplado la primera de las dos turbinas de gas con que cuenta el ciclo, indicó en un comunicado. Con estas dos turbinas, la potencia instalada en Tenerife se sitúa actualmente en los 1.051 MW (megavatios). La inversión total de Endesa en este nuevo ciclo combinado supera los 162,4 millones de euros.

    Cada ciclo combinado consta de dos turbinas de gas y una de vapor interconectadas entre sí. Cuando el ciclo se culmine con la entrada en funcionamiento de la turbina de vapor y acople en su totalidad al sistema eléctrico de Tenerife, la potencia convencional instalada en la isla sumará 232 MW más. Se incrementará así la potencia de producción en la isla un 26 por ciento.

    AL DETALLE

    Este ciclo combinado es el segundo con que cuenta la isla. El primero fue inaugurado en 2006. Se trata de una tecnología concebida para utilizar con gas natural, combustible que permitirá diversificar la producción energética en Canarias.

    El ciclo combinado está preparado para operar tanto como un ciclo cerrado y como ciclo abierto, es decir, utilizando exclusivamente las dos turbinas de gas. Esta funcionalidad permite que el desarrollo del proyecto y la ampliación del parque de generación de la isla se pueda escalonar en el tiempo para optimizar la cobertura de la demanda de energía eléctrica y mejorar, con ello, la estabilidad del sistema eléctrico insular.

    Estos nuevos grupos de producción utilizan agua de mar en circuito abierto para su refrigeración y cumplen con todos los requisitos medioambientales establecidos tanto en la legislación europea como española.

    El ciclo combinado posibilitará la entrada del gas natural en el Archipiélago, ya que la viabilidad de la utilización de este nuevo combustible en las islas pasa por su uso en la generación de energía eléctrica, actividad a la que se destinará principalmente.

    La posibilidad de utilizar como combustible gas natural tiene un impacto mucho menor que la generación térmica con combustibles líquidos en cuanto a emisiones de CO2 por cada MWh [megavatio hora] producido.