21 de octubre de 2019
  • Domingo, 20 de Octubre
  • 7 de abril de 2008

    Redactores del soterramiento proponen mantener "sin retrasos" la estación de tren integrándola de la nueva de autobuses

    LOGROÑO, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

    El equipo de arquitectos encargado de redactar el proyecto del soterramiento del ferrocarril a su paso por Logroño ha propuesto al Ayuntamiento mantener la actual estación de tren integrándola en la nueva estación intermodal, de modo que el vestíbulo de aquélla se convierta en el de ésta.

    Se trata de una de las cinco propuestas elaboradas por el equipo de arquitectos a petición del Consistorio, que quería comprobar la viabilidad de mantener el cuerpo central de la estación para "proteger el patrimonio sentimental de la ciudad".

    Los concejales que representan al Ayuntamiento de Logroño en el Consejo de Administración de la sociedad Logroño Integración del Ferrocarril 2002 (donde también están representadas las administraciones regional y central), Ángel Varea y Domingo Dorado, presentaron hoy esta propuesta, y aseguraron que "no va a suponer ningún tipo de retraso". En cuanto al coste económico, Varea calculó que la rehabilitación del edificio costará entorno a los 700.000 euros.

    La solución que prefiere el Consistorio introduce dos cambios principales en el proyecto original: mantiene el cuerpo central de la estación como se ha explicado e incrementa hasta 32 el número de dársenas de la estación de autobuses, para que "no quede pequeña en un futuro". "Por lo demás, el proyecto queda prácticamente igual", señaló Dorado.

    El Consistorio llevará esta propuesta, para su aprobación, a la próxima reunión del Consejo de Administración de la sociedad, que no tiene todavía fecha. Dorado apuntó que "son momentos complicados" porque hasta que el nuevo gobierno central no tome posesión no se conocen sus representantes en esta sociedad.

    En caso de que esta propuesta se apruebe y siga adelante, no se empezaría a construir hasta dentro de "dos años y medio o tres", puesto que primero debe llevarse a cabo el soterramiento de las vías.

    Respecto a la fase 1 de las obras, que es la siguiente que debe comenzar (ahora se está ejecutando la fase 0), Dorado aseguró que "se licitará para octubre", fecha en la que las máquinas deberían entrar ya a trabajar según los plazos previstos. El edil ya atribuyó los eventuales retrasos al Gobierno regional, puesto que "para poder licitarlas necesitamos la financiación, a través del Plan Parcial, que no puede conseguirse sin que la COTUR (Comisión de Ordenación del Territorio y Urbanismo de La Rioja, organismo autonómico) apruebe la modificación puntual del Plan General" de Ordenación Urbana propuesta por el Consistorio.

    Por su parte, Varea realizó un llamamiento a las distintas administraciones, incluida la local, a "hacer examen de conciencia" y afirmó que "no podemos tirarnos los trastos a la cabeza todo el día con un asunto tan importante como el soterramiento, porque es una irresponsabilidad".