7 de agosto de 2020
25 de marzo de 2014

El Ayuntamiento pide a la Comunidad que incluya en su red de yacimientos visitables el Cerro de San Babilés

El Ayuntamiento pide a la Comunidad que incluya en su red de yacimientos visitables el Cerro de San Babilés
AYUNTAMIENTO

BOADILLA DEL MONTE, 25 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Boadilla del Monte ha pedido a la Comunidad de Madrid que incluya la zona conocida como Cerro de San Babilés en su red de yacimientos visitables.

Así lo ha anunciado hoy a los medios de comunicación el alcalde de la localidad, Antonio González Terol, en una visita a la zona, donde ha explicado que desde que comenzaron los trabajos de excavación, se ha superado "con creces" los objetivos de los mismos al haber aparecido dos necrópolis y una basílica de los siglos XII ó XIII, entre otros restos.

Las excavaciones comenzaron el 19 de febrero por parte por un equipo de arqueólogos, en la zona conocida como Cerro de San Babilés, al sur del municipio para encontrar los restos de San Babilés (patrón de la localidad) y de los 80 niños que fueron martirizados con él, en el siglo VIII. Los trabajos cuentan con la autorización de la Dirección General de Patrimonio Histórico de la Comunidad de Madrid.

En declaraciones a los medios de comunicación, el regidor ha señalado que la carta, solicitando a la Comunidad de Madrid que la zona sea declarada yacimiento visitable, la envió la pasada semana y que en la misma repasaba tanto la historia del santo como de la hermandad local, "documentando y justificando" que se trata de un "yacimiento que vale la pena visitar".

El regidor ha indicado que el Gobierno local se ha tomado "en serio" la "petición" de los vecinos de encontrar los restos del patrón local y que por este motivo "hemos venido a encontrar a nuestro santo". "Lo que todo el mundo creía que iba a ser una pequeña ermita, ha resultado ser una basílica, con un ábside, con dos necrópolis alrededor, con hornos de cal y de arena para hacer cerámica", ha explicado González Terol.

El alcalde ha explicado que el Ayuntamiento ha puesto estos hechos en conocimiento de la consejería de Turismo de la Comunidad y que ha invitado a la consejera para que visite la zona.

Los trabajos para desarrollar las excavaciones comenzaron en febrero y se adjudicaron al equipo arqueológico por un presupuesto de licitación de 34.000 euros más IVA, llevándose a cabo en dos fases, con una duración total de cinco meses. A raíz de los hallazgos, el alcalde ha anunciado que se sacará un nuevo concurso para continuar con las siguientes fases de excavación y "trabajar en la musealización", además de proteger de las inclemencias meteorológicas las construcciones.

"SUPERADO CON CRECES LOS OBJETIVOS"

Desde el Consistorio han explicado que lo hallado "ha superado con creces los objetivos" del primer estudio al haberse identificado dos necrópolis, varios enterramientos datados en torno a los siglos VI o VII y una basílica de los siglos XII o XIII.

"En lo que se creía que era una pequeña ermita ha sido identificada una basílica de los siglos XII o XIII de nave única y planta absidal, así como estancias anejas de ampliación que corresponden a épocas posteriores. Dentro de la Iglesia han sido hallados enterramientos de mayor entidad, realizados con materiales nobles como granito y sillar en la zona del ábside, y tumbas en fosa a los pies de la misma", han indicado desde el Ayuntamiento.

Estas fuentes han explicado que existen además restos de modificaciones posteriores, realizadas en ladrillo y loseta, que "pueden corresponder" con los siglos XVII o XVIII. En esa época, según señala Sanguino, la Iglesia habría obtenido beneficios económicos procedentes de nobles que recurrían a ella para solicitar la curación de enfermedades, y esto habría permitido ampliar y embellecer la edificación.

En las dos necrópolis anexas a la Iglesia, se han encontrado además enterramientos visigodos que datarían de los siglos VI o VII. El hallazgo de un anillo y de una vasija dentro de las fosas ha permitido identificar los restos.

Los responsables municipales han relatado que el proyecto comenzó "a instancias" de la Hermandad de San Babilés, patrón de Boadilla del Monte, cuando el Equipo de Gobierno encargó un primer estudio de prospección con el "objetivo inicial" de limpiar la zona e identificar "la posible existencia de restos que justificaran el inicio de una excavación de mayor calado".

"Tanto la tradición oral como diversas fuentes bibliográficas señalan que el Santo fue martirizado en el siglo VIII, junto con 80 niños, y que podría estar enterrado en el cerro", han asegurado.

"Los restos hallados nos hablan de la posible existencia de una época anterior a la del martirio de San Babilés, lo cual apoyaría la tesis de que éste pudo producirse. Es factible que San Babilés acudiera al cerro porque ya existía aquí culto religioso en torno a una antigua necrópolis", ha explicado Juan Sanguino, director del equipo de arqueólogos de la excavación.

Así, han detallado que la investigación se centra ahora en la "posible existencia" de una cripta o cueva debajo de la iglesia, tras hallarse una estructura en forma de escalera anexa al edificio en su lado norte. "En los próximos días se realizará un sondeo mediante georradar para evaluar esta posibilidad. Según la tradición, en esta cripta estaría enterrado el Santo junto a los restos de los niños", han anunciado.

El alcalde ha agradecido a la Hermandad de San Babilés "su constancia" a la hora de solicitar que se llevara a cabo esta excavación y ha explicado que la recuperación del patrimonio histórico-artístico de Boadilla "es una prioridad" para el Equipo de Gobierno.