15 de septiembre de 2019
  • Sábado, 14 de Septiembre
  • 11 de enero de 2014

    El PSOE de Cartagena acusa al consejero José Ballesta de mentir sobre el Rosell y a Valcárcel de jugar al despiste

    CARTAGENA (MURCIA), 11 Ene. (EUROPA PRESS) -

    El PSOE DE Cartagena acusa al presidente autonómico, Ramón Luis Valcárcel, de jugar "al despiste" y al consejero José Ballesta de "mentir" con respecto al Rosell, por lo que piden la dimisión de la consejera de Sanidad al "dar la espalda a los intereses de los cartageneros", según han informado fuentes socialistas mediante un comunicado.

    En este sentido, la secretaria general del PSOE de Cartagena, Ana Belén Castejón, considera que "mientras el presidente autonómico, Ramón Luis Valcárcel, está jugando al despiste con el Rosell para ganar tiempo antes de irse a Bruselas, la alcaldesa de Cartagena, Pilar Barreiro, calla y consiente el desmantelamiento de nuestro hospital público".

    Asimismo, Castejón explica que "con mucha decepción escuchamos ayer las declaraciones del consejero José Ballesta, que no duda en mentir a los ciudadanos, no sólo de Cartagena sino de toda la Región, al atribuir al Rosell unos servicios que en la actualidad no existen como son la Unidad de Cuidados Intensivos o Ginecología".

    De este modo, afirma que "si hubiese permanecido abierta la UCI en condiciones, probablemente Psiquiatría no habría pedido el traslado al hospital de Santa Lucía. Si lo que pretenden es devolver la UCI al Rosell, asegurando su permanencia y se dota al hospital de nuevos servicios pues bienvenidos sean, pero entendemos que son intentos de confundir a los ciudadanos y a la opinión pública y no nos engañan, ni ahora ni nunca".

    Del mismo modo, ha manifestado que "las declaraciones de Ballesta en las que afirma que la intención de Valcárcel no es cerrar el hospital, no nos vale" porque "si para el PP cerrar la puerta de Urgencias, trasladar Psiquiatría, Rayos, etc, no es cerrar, todos los demás consideramos que es un desmantelamiento previo al cierre definitivo".

    "Sus palabras no son más que eufemismos que intentan confundir a los usuarios del Área II de Salud. Todos esperábamos de Valcárcel, una respuesta clara y concreta que atendiese a toda la población y que defendiera lo manifestado por la consejera en la Asamblea en 2009/2010 y no ha sido así", ha añadido.

    Castejón también ha reiterado que el PSOE continuará luchando para impedir que se cierre este hospital porque "los cartageneros no nos podemos permitir que se quede una sola e insuficiente puerta de Urgencias y un hospital carente de UCI y de todos los servicios básicos que conforman un auténtico centro hospitalario".

    Así, recuerda la "inacción" por parte de la alcaldesa Pilar Barreiro "a la que todavía no hemos oído ni una sola palabra de apoyo para mantener un hospital imprescindible para la buena asistencia sanitaria de la población", y sobre ella ha declarado que "nos merecemos una mejor alcaldesa y un mejor concejal de Sanidad, que den la cara por nosotros cuando nuestra salud se ve amenazada tan seriamente".

    Por todo esto, el PSOE pedirá en el próximo Pleno municipal que la alcaldesa dé explicaciones de las gestiones que ha hecho frente al presidente autonómico, para intentar que el Rosell funcione a pleno rendimiento, ya que afirman que "ante el débil posicionamiento y los rodeos con los que se ha ofrecido la información de lo acordado por el Consejo de Gobierno nos hace dudar y mucho de la continuidad del hospital".

    Del mismo modo, "también le pediremos que nos diga cuáles son las razones por las que el PP de Cartagena no tiene agallas suficientes como para plantarse ante el Gobierno regional y decir 'NO AL DESMANTELAMIENTO DEL ROSELL' y cuáles son los verdaderos motivos que mueven al equipo de gobierno que lidera Pilar Barreiro a no presionar ni plantarse ante Valcárcel para oponerse con rotundidad a este brutal recorte sanitario para Cartagena", ha sentenciado Castejón.

    Además, desde el PSOE han pedido la dimisión de la consejera de Sanidad, María Ángeles Palacios, por "dar la espalda a los intereses de los cartageneros".

    "La actuación de la cartagenera Palacios es indigna y por dignidad debería presentar su dimisión, ya que de sus declaraciones de ayer lo que se desprende es un mero aplazamiento del cierre del hospital Santa María del Rosell haciendo oídos sordos, no sólo a las reivindicaciones de miles de cartageneros, sino a los hechos que demuestran con demoras intolerables y camas en los pasillos que un solo hospital es insuficiente", ha concluido.