8 de marzo de 2021
8 de diciembre de 2014

PSOE pide al Estado un plan de control y erradicación del picudo rojo

El diputado Manuel Soler insiste en que las actuaciones previstas por la Consejería son "insuficientes" y urge a actuar "con celeridad"

MURCIA, 8 Dic. (EUROPA PRESS) -

El diputado regional del Grupo Parlamentario Socialista, Manuel Soler, considera "necesario y urgente" que el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, ponga en marcha un plan de control y erradicación del picudo rojo, coordinado con las Comunidades Autónomas y Ayuntamientos de las zonas afectadas.

Soler advierte que el proyecto para salvar los palmerales de Río Chicamo en Abanilla y Calblanque, en Cartagena, anunciado por la Consejería de Agricultura días pasados, "a pesar de ser de gran interés", es "insuficiente".

El diputado socialista ha puntualizado, "que si no se actúa en todas las zonas afectadas, será muy difícil mantener a raya a este insecto para que no vuelva a entrar a estos parques de interés comunitario", y ha insistido en la necesidad de proteger de esta plaga al resto de palmeras de la Región.

HA ELIMINADO EL 80 POR CIENTO DE EJEMPLARES

Soler ha recordado, a este punto, que el escarabajo científicamente llamado 'Rhynchophorus ferrugineus', conocido popularmente como el picudo rojo, es un insecto originario de las regiones tropicales de Asia que se ha ido extendiendo de forma continuada por otras zonas subtropicales y templadas del planeta. Actualmente, es la principal plaga que afecta a las palmeras y en muchas zonas ya ha eliminado hasta el 80 por ciento de los ejemplares.

En España fue introducida con la importación masiva de palmeras procedentes de Egipto y se detectó por primera vez en 1993, en Almuñecar, Granada, pero no se extendió hasta 2005, que fue cuando apareció en Valencia, Murcia y Cataluña. Posteriormente, continuó hacia otras Comunidades Autónomas como Baleares, donde se detectó en el año 2006, Ceuta en 2009 y Aragón en 2010.

Las especies más atacadas inicialmente por este insecto fueron la palmera canaria (Phoenix canariensis) y las datileras (Phoenix dactylifera), pero el picudo rojo ha poblado ya otras variedades, afectando a amplias zonas del Mediterráneo.

ENMIENDAS SOCIALISTAS

El Grupo Parlamentario Socialista presentó enmiendas a los Presupuestos regionales de 2012 y 2013, solicitando una partida para realizar una campaña de control y erradicación del picudo rojo en las palmeras de la Región.

Dichas enmiendas, recuerdan fuentes socialistas, no prosperaron en ninguna de las dos ocasiones, por la falta de apoyo del Grupo Parlamentario Popular, mayoritario en la Asamblea Regional.

El responsable socialista de Agricultura ha añadido que existen productos químicos capaces de eliminar este insecto tan perjudicial para las palmeras.

"Algunos de estos productos están dando resultados muy eficaces, el problema es que al tratarse de una plaga que se extiende con tanta facilidad, si no se realiza una actuación coordinada y en el total del territorio, los esfuerzos y el dinero gastado no servirán para nada", ha finalizado.

Para leer más