22 de agosto de 2019
  • Miércoles, 21 de Agosto
  • 23 de febrero de 2008

    La Asociación de Militares Españoles pide a los candidatos aragoneses que impulsen una Ley de Derechos y Deberes

    ZARAGOZA, 23 Feb. (EUROPA PRESS) -

    La Asociación Unificada de Militares Españoles (AUME) solicita a los partidos políticos de Aragón que impulsen, a través de los diputados y senadores que puedan ser elegidos en las próximas elecciones generales del 9 de marzo, una Ley de Derechos y Deberes de los Militares. AUME ha elaborado un documento con 100 propuestas para trabajar sobre ellas durante la próxima legislatura estatal, al que tuvo acceso Europa Press.

    Esta ley debe servir para desechar las históricas Reales Ordenanzas y para establecer cauces permanentes de participación de la tropa y las escalas de suboficiales y oficiales, especialmente a través de las asociaciones profesionales que formen parte del Consejo de las Fuerzas Armadas, consideran.

    AUME propone que los militares envueltos en causas disciplinarias sean asistidos en todo momento por letrados profesionales y que los imputados dispongan de plenas garantías procesales.

    Otra demanda es que se apoye a los militares que realicen un cambio de destino, en especial para adquirir una vivienda. También se deben revisar las prestaciones sanitarias y el gasto farmecéutico.

    La Asociación Unificada exige que se considere residencia habitual el interior de los acuartelamientos, de tal manera que sean reconocidos como inviolables, salvo resolución judicial.

    AUME pide que el Estado emplee a los funcionarios que sean parejas de militares en lugares cercanos al destino de estos, si el traslado es forzoso. Las parejas de hecho se equipararían a los matrimonios en todos los aspectos de la acción social, según AUME.

    La entidad reclama que se regulen los horarios de los militares desplazados en misiones fuera de España para que puedan disponer del suficiente tiempo de descanso y, por otra parte, que se cree una red de guarderías.

    En cuanto a los salarios, AUME demanda que se regule el pago de las guardias, servicios y horas extra, y que se asignen las dietas en función del desplazamiento y los gastos que se originen, y no en función del empleo que se ostente. La asociación exige que sea obligatorio el adelanto de las dietas al personal desplazado.

    AUME propone, respecto a las misiones internacionales, que los militares desplazados puedan comunicarse con sus familias de forma permanente y que se cree una Oficina de Apoyo a la Familia.

    También se debe excluir de las misiones internacionales al personal acogido a medidas de conciliación de la vida familiar y laboral y prestar asesoramiento jurídico constante a todos los militares desplazados.

    La asociación pide que se contabilice el tiempo total de duración de la misión y se reste del tiempo que falte para el pase a la reserva y que las medidas de apoyo a los militares heridos o los familiares de heridos y fallecidos en misión en el exterior tenga la misma consideración que las ayudas legales que se prestan desde el Estado a las víctimas del terrorismo. Otra solicitud es que pase un mínimo de dos años naturales entre servicios en el exterior. ASCENSOS.

    Los ascensos deben realizarse en función de criterios objetivos y la adjudicación de puestos de libre designación debe ser para puestos de especial relevancia, de tal manera que se reduzca drásticamente el "desorbitado" número de puestos de libre designación.

    Los cuadros de mando de los cuarteles generales nombrados por el Gobierno han de quedar libres con el cambio de Gobierno que los nombró, según AUME, que considera que debe elaborarse un verdadero catálogo de puestos de trabajo.

    Asimismo, esta asociación profesional demanda que se confeccione un catálogo de titulaciones y sus convalidaciones con el sistema educativo general. El pase a la reserva debe realizarse a los 56 años y la segunda actividad será voluntaria.

    AUME pide que se establezca una unidad límite para la realización de guardias y servicios, así como eliminar los informes personales (IPEC). La entidad pide que se reconozca la carrera de los militares de complemento y que se constituya un cuerpo de controladores aéreos.

    RIESGOS.

    La Asociación Unificada de Militares Españoles reclama que se reconozca el derecho a la prevención de riesgos laborales, a la seguridad y la salud en el trabajo, publicando una norma específica y creando un servicio de prevención.

    Además, demandan que se elabore un catálogo de actividades de riesgo o peligrosas y que se forme a los militares en materia de prevención.

    Asimismo, AUME exige que se defina la carrera militar de la tropa y la marinería, y que desaparezcan los contratos temporales, así como impulsar un aumento de la calidad del reclutamiento.