23 de enero de 2021
11 de diciembre de 2007

Aznar dice que la Ley de Memoria Histórica es un "grave error" que elimina el "pacto" de la transición democrática

El presidente de Alianza Nacional acusa Zapatero de "radicalización de los derechos subjetivos"

ROMA, 11 Dic. (de la corresponsal de EUROPA PRESS, G. Moreno) -

El ex presidente de España José María Aznar calificó hoy la politica de memoria histórica emprendida por el Gobierno socialista como un "grave error" con el que se "elimina el pacto fundacional de la transición democrática" española.

Aznar hizo estas declaraciones desde Roma, donde acudió para presentar la edición italiana de su libro 'Ocho años de Gobierno para cambiar España', que cuenta con el prefacio del presidente de Alianza Nacional (AN) --segunda fuerza política del centro-derecha italiano--, Gianfranco Fini, que también participó en el acto.

El ex presidente popular, que no hizo referencia directa a la Ley de Memoria Histórica, se mostró preocupado ante el hecho de que en España, "a partir del año 2004 se empezara a mirar al pasado en lugar de al futuro", confrontando "los muertos de unos con los de los otros" y eliminando así "el pacto constitucional" que es "el pilar básico" del "progreso" en España "en los últimos 30 años".

Precisamente hoy, las Cortes Generales dieron su visto bueno definitivo a la Ley de Memoria Histórica después de que el Pleno del Senado rechazara los vetos presentados por el PP y ERC y las enmiendas presentadas por los grupos parlamentarios.

El ex presidente español también criticó la política "laicista militante" del Gobierno socialista, considerando que una cosa es "el estado laico", que supone "la separación entre Iglesia y Estado", y otra tratar de "erradicar todo el sistema de valores de nuestra sociedad", eliminando "el concepto de verdad".

Según Aznar, este escenario podría llevar a un "desastre sin paliativos", porque el "relativismo" es "la antesala de una sociedad intolerante". "Cuando no crees en ninguna cosa, acabas creyendo en cualquier cosa" y eso es "peligroso", concluyó.

Por su parte, Fini, destacó la labor desempeñada por Aznar durante sus ocho años de Gobierno, en los que consiguió "dar un vuelco" a España, devolviéndole su "protagonismo" en el mundo, afirmó.

En el prefacio de la edición italiana del libro, Fini contrapone la figura de Aznar a la del actual presidente del Gobierno, José Luís Rodríguez Zapatero, presentándolos como los símbolos de "las dos Españas".

Del primero destaca su "modelo de modernización" del país, que podría ser "exportable" a Italia, mientras que critica a Zapatero por su "radicalización de los derechos subjetivos", así como por el referendum del Estatuto catalán, que ha "minado seriamente la unidad nacional" o la reciente aprobación de la Ley de Memoria Histórica, que "corre el riesgo de frustrar el admirable trabajo de pacificación institucional".