28 de octubre de 2020
13 de enero de 2020

El Congreso deberá replantearse sus días de votación ante el riesgo de ausencias de ministros con escaño

El Congreso deberá replantearse sus días de votación ante el riesgo de ausencias de ministros con escaño
Hemiciclo del Congreso vacío con 23 asientos en el banco azul para el nuevo Gobierno - CONGRESO

MADRID, 13 Ene. (EUROPA PRESS) -

Los ministros del nuevo Gobierno de coalición no van a renunciar a sus escaños de diputado, por lo que el Congreso puede verse obligado a replantearse sus días de votación en sesión plenaria ante la posibilidad de que haya ausencias en días determinados.

No existe incompatibilidad legal entre ser ministro y diputado, pero en 2018, cuando el presidente Pedro Sánchez llegó a La Moncloa tras la moción de censura contra Mariano Rajoy y su Gobierno se apoyaba en sólo 84 diputados socialistas, todos los nuevos ministros que hasta entonces habían sido parlamentarios dejaron sus escaños para evitar que su agenda de Gobierno interfiriera en las previsiblemente ajustadas votaciones del Congreso.

Con el nuevo Ejecutivo, tanto en el PSOE como en Unidas Podemos mantienen la intención de sus ministros compaginen su cargo con el escaño de diputado, ya que el Gobierno tiene más peso en la Cámara pues juntos suman 155 votos en el Pleno.

Pero hay días determinados en que el Congreso se puede encontrar con demasiadas ausencias, pues no en vano a priori va a haber 16 diputados con cartera en el Gobierno y sujetos a actividades oficiales ajenas al Parlamento como viajes, reuniones en el ámbito de la Unión Europea o acompañamientos al Jefe del Estado.

Y uno de los principales problemas será la coincidencia de las votaciones de los martes en el Pleno del Congreso, cuando se debaten y votan proposiciones de ley, proposiciones no de ley y mociones, con las sesiones de control que se desarrollan esa misma tarde en el Senado, en las que deben comparecer los miembros del Gobierno.

Esa coincidencia ya hizo que en anteriores etapas, la última vez con Ana Pastor como presidenta del Congreso, las votaciones de los martes se desplazaran a los jueves para que los ministros estuvieran más liberados y pudieran atender sus compromisos parlamentarios en la Cámara Alta.

La situación deberá analizarse en próximas semanas en la Junta de Portavoces, órgano que este miércoles tienen previsto celebrar su primera reunión ordinaria del nuevo curso político año.

Para leer más