14 de octubre de 2019
19 de septiembre de 2019

El exdirector de ICM aclara que el contrato con Indra investigado en Púnica se adjudicó de acuerdo a la legalidad

MADRID, 19 Sep. (EUROPA PRESS) -

El exdirector la Agencia de Informática y Comunicación (ICM) de la Comunidad de Madrid Silvano Corujo, ha aclarado este jueves que el contrato con Indra por importe superior a 200.000 euros que consta en la investigación de la trama Púnica no pasó por la Mesa de Contratación que él presidía porque se adjudicó por el procedimiento negociado, ya que el importe no superaba el máximo legal que establecía la ley en 2011. Ha pedido que se dicte el sobreseimiento de actuaciones contra él, dado que no tuvo nada que ver con aquel proceso.

Silvano Corujo, que denunció ya en su día ante Fiscalía Anticorrupción irregularidades en las adjudicaciones, compareció este miércoles en la Audienica Nacional como investigado en relación a este asunto, dado que según la tesis de los investigadores, después de la adjudicación, Indra firmó con la sociedad EICO un contrato presuntamente simulado "que consumaría el desvío de los fondos públicos".

Según informaron en fuentes jurídicas, él habría reconocido que aquel contrato se adjudicó fuera del proceso legalmente estipulado. Sin embargo, en declaraciones a Europa Press, Corujo incide en que se pudo tramitar por el procedimiento negociado dado que el importe, 202.844,36 euros, no superaba los umbrales establecidos en la legislación de 2011.

Corujo trasladó asimismo a juez y fiscales que dado que se adjudicó por este otro procedimiento, no pasó por la Mesa de Contratación que él presidía y no tuvo por tanto, ninguna intervención ni conocía los pormenores.

Ha presentado por ello un recurso de reforma al Juzgado Central de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional para que se archiven las actuaciones contra él y deje así de estar investigado, pues alega que la única razón que le ha llevado a la causa es que presidía las mesas de contratación de ICM y precisamente ese contrato, no pasó por allí.

La tesis de la Fiscalía Anticorrupción es que siguendo "un plan preconcebido en el año 2011", el ICM licitó un contrato en beneficio de la Dirección General de Medios para "Normalización de la difusión en iniciativas Open Goberment en el marco de las redes sociales integradas en portales de Madrid.org 2011-2012" por importe de 202.844, 36 euros y adjudicado mediante procedimiento negociado a Indra.

A cambio, esta mercantil contrataría a su vez a la sociedad EICO suscribiendo un contrato simulado para una supuesta auditoría del trabajo adjudicado a Indra "y que consumaría el desvío de los fondos públicos" mediante la emisión de facturas por servicios inexistentes.

UN MILLÓN PARA EL PPCM

Asimismo, Silvano Corujo se reafirmó durante su declaración en lo que ya declaró ante juez y fiscales en julio de 2018, que el ex consejero delegado de ICM José Martínez Nicolás, le hizo saber que el vicepresidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González le había solicitado colaborar para reunir un millón de euros a fin de sanear la 'caja b' del partido, que estaba maltrecha tras la campaña electoral de 2011.

Conforme explica el auto de imputación, la cantidad solicitada por González debía detraerse del sobrecoste de alguno de los contratos licitados tanto por el propio ICM como por el Canal de Isabel II.

"Los fondos de la entidad pública ICM han nutrido de forma ilícita, y alejada de los órganos de fiscalización de la Comunidad de Madrid, las arcas del PP de Madrid y enriquecido fraudulentamente (*) a los gestores de los mismos y terceros intervinientes", decía el juez Manuel García Castellón.

Contador

Para leer más


Lo más leído en España