22 de septiembre de 2019
24 de febrero de 2008

El PCPE plantea el desmantelamiento del cuartel de Recajo y su cesión para investigación científica pública

LOGROÑO, 24 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Partido Comunista de los Pueblos de España propone, dentro de las líneas generales de su propuesta política, la salida de España de la OTAN y la desmilitarización de las relaciones internacionales, como "alternativa a la actual situación de guerras permanentes y explotación de unos países por otros", según informa la delegación riojana de la organización en un comunicado.

Para los comunistas, "el imperialismo, principalmente estadounidense, hegemónico desde la desaparición de la Unión Soviética, ha desencadenado una serie de guerras por el control de los recursos naturales que han convertido el mundo en un inmenso campo de batalla en el que España actúa como un peón avanzado de los intereses de las grandes potencias capitalistas, hoy representadas por EEUU y la UE".

Desde el PCPE consideran "falso" el compromiso con la paz de Zapatero, puesto que a la salida de las tropas españolas de Irak le siguió la ampliación del contingente en Afganistán, el desplazamiento de fuerzas españolas a Haití y el despliegue en el Líbano, auspiciado por la UE y la OTAN.

"La vergonzosa foto del trío de las Azores de Aznar dio lugar a un gobierno más discreto pero igualmente comprometido con las potencias militares que promueven guerras por todo el mundo", señala la organización en su comunicado.

A nivel local, los comunistas consideran que la intención de construir en Logroño el llamado Polígono Experimental para Fuerzas Especiales (PEFE), en los terrenos del antiguo Observatorio Geofísico, donde entrenarán policías y militares nacionales y extranjeros, supone "un paso más en el compromiso de este gobierno con la OTAN y el militarismo".

Para acabar con esta situación y que España abandone su "claro perfil imperialista", el PCPE propone las medidas como el rechazo a la construcción del Polígono Experimental para Fuerzas Especiales en Logroño, la desaparición del cuartel de Recajo y la cesión de ambos terrenos para instituciones públicas de carácter investigador o científico.

También desean el desmantelamiento de todas las bases de EE.UU. o de utilización conjunta en el territorio español y la salida inmediata de la OTAN y de toda estructura militar internacional.

Entre sus propuestas figura además un "Estatuto de Neutralidad", el retorno inmediato de las tropas de ocupación españolas en el extranjero, el cierre de todas las empresas de producción de armas y su reconversión de estas plantas industriales a uso civil.

El programa de los comunistas contempla además la reducción del gasto militar en cada presupuesto anual, una reforma militar que reconozca los derechos de la tropa y depure la estructura de mandos, y el establecimiento de "lazos de cooperación y solidaridad con todos los países respetuosos con nuestra soberanía".

Por último, desde el PCPE se reivindica que España tenga un papel activo en la promulgación de acuerdos internacionales por la Paz y el Desarme y la prohibición del uso del territorio español por los ejércitos de la OTAN, tanto la estancia como el tránsito.