3 de marzo de 2021
16 de diciembre de 2014

El PP rechaza en el Congreso la pretensión de CiU y PSOE de sancionar filtraciones policiales con "fines espurios"

El PP rechaza en el Congreso la pretensión de CiU y PSOE de sancionar filtraciones policiales con "fines espurios"
EUROPA PRESS

Los 'populares' acusan a CiU de "paranoia" y de intentar "matar al mensajero" en vez de luchar contra los defraudadores

MADRID, 16 Dic. (EUROPA PRESS) -

El PP ha rechazado este martes en el Pleno del Congreso una iniciativa pactada por CiU y PSOE que instaba a respetar la presunción de inocencia en las investigaciones policiales y a sancionar o denunciar en los tribunales "las filtraciones de informaciones sensibles con fines espurios".

El texto surge de la moción que registró CiU como consecuencia de la interpelación que el portavoz de Interior de los nacionalistas catalanes, Feliu Guillaumes, dirigió la pasada semana al ministro del ramo, Jorge Fernández Díaz, al que pidió explicaciones por la "guerra sucia" que, a su juicio, desarrolla el departamento que dirige en Cataluña.

En concreto, denunciaba las informaciones "sesgadas" y "falsas" que sobre distintos líderes catalanes, entre ellos el presidente de la Generalitat, Artur Mas, o el alcalde de Barcelona, Xavier Trias, estaban siendo filtradas desde su ministerio a los medios de comunicación como una campaña contra el soberanismo. El ministro negó la mayor e incluso animó a CiU a ir al "psiquiatra" por su "obsesión" y por "ver persecuciones en sueños".

INFORMACIONES TENDENCIOSAS CON FINES POLÍTICOS

En su moción, Guillaumes exigía que se garantice "el pleno respeto" a la legalidad y a los derechos fundamentales de los ciudadanos y que no haya filtraciones sobre informaciones "tendenciosas" o "interesadas" respecto de las investigaciones que realizan las Fuerzas de Seguridad del Estado "con fines políticos".

Pero el PSOE aportó una enmienda defendida por el socialista catalán Carles Corcuera que iba más allá de la propuesta de CiU y que además reclamaba "sancionar en el ámbito disciplinario, si procede, o poner en conocimiento de los tribunales" esas filtraciones de "informaciones sensibles" para asegurar que las mismas "no puedan ser utilizadas con fines espurios".

El texto de nacionalistas y socialistas contó con el apoyo de los diputados de ERC, el PNV y de Izquierda Plural.

LOS ENEMIGOS SON LOS QUE ROBAN EN NOMBRE DE CATALUÑA

Pero el PP, en línea con la argumentación del ministro hace una semana, ha reprochado a los nacionalistas una "paranoia permanente" y ha lamentado que, de todos los partidos afectados por la corrupción, CiU sea "el único" que se ocupa de buscar las vías por las que los medios han conocido las investigaciones. "Parecen más preocupados en matar al mensajero que en acabar con la corrupción", ha comentado Dolors Montserrat.

A su juicio, la corrupción hay que investigarla "venga de donde venga" y los nacionalistas deberían tener en cuenta que "el enemigo no es España ni las Fuerzas de Seguridad, sino los defraudadores y los corruptos, los que han robado en nombre de Cataluña envueltos en la senyera". "Cataluña no es CiU, es mucho más que CiU --ha remachado--. Dejen de insultar a los catalanes, dejen de atacar a España para ocultar su incompetencia".

Por su parte, UPyD optó por la abstención y, por boca de Carlos Martínez Gorriarán, criticó que se "quiera regañar precisamente" a la unidad contra la delincuencia económica que investiga la corrupción en Cataluña y en otras zonas de España.

NO HUBO VOTO SEPARADO POR LAS ESCUCHAS

Dentro de la moción había un punto en el que CiU aprovechaba para pedir al Gobierno de Mariano Rajoy retire la nueva regulación sobre las escuchas telefónicas sin autorización judicial que el Ministerio del Justicia ha incluido en su anteproyecto de Ley de Enjuiciamiento Criminal.

Sin embargo, al aceptarse la enmienda del PSOE no hubo opción a votarse por separado y no hubo forma de ver medir la oposición a la reforma, ya que se rechazó junto con el resto de asuntos.

Para leer más