19 de octubre de 2019
31 de mayo de 2018

El presunto 'conseguidor' de la Púnica testifica mañana en la causa contra la senadora Barreiro en el TS

MADRID, 31 May. (EUROPA PRESS) -

La magistrada del Tribunal Supremo Ana María Ferrer interrogará este viernes al presunto 'conseguidor' de la trama Púnica Alejandro de Pedro, en calidad de testigo en relación con causa que instruye contra la senadora y exalcaldesa popular de Cartagena (Murcia) Pilar Barreiro por delitos de fraude, falsificación de documento mercantil, prevaricación y malversación de caudales públicos en la rama murciana del caso.

El empresario ha sido citado a las 10.30 horas y media hora antes lo hará por videoconferencia el periodista Isaac Vaquer, cuya testifical quedó pendiente tras ser citado el pasado 11 de mayo junto con otros testigos en la causa.

El día 8 de junio la magistrada del alto tribunal seguirá con las testificales del caso y para ello ha citado al que fuera jefe de gabinete de la alcaldesa Francisco de Asís Ferreño y la funcionaria María del Mar Conessa.

Las citaciones se realizan pese a que la Fiscalía solicitó ya el pasado 15 de marzo el archivo de las actuaciones contra la senadora del PP "al no haber resultado debidamente justificada" la perpetración de los delitos de fraude, falsificación de documento mercantil, prevaricación, malversación de caudales públicos y cohecho que motivaron la apertura de la causa penal contra ella.

Concretaba que no existe ningún documento que permita confirmar que Barreiro participara en la elaboración de un plan criminal para que los gastos para mejorar su imagen en las redes sociales -trabajos de reputación contratados con las empresas de De Pedro- fuera asumidos por la Consejería de Educación de Murcia a través de un contrato simulado de formación. Además, de confirmarse esta hipótesis, el asunto sería pagado por el PP tal y como confirmó el presidente regional de este partido Francisco Celdrán.

La senadora declaró el pasado 15 de enero en el Supremo , donde negó haber cometido ninguna irregularidad en los conciertos que entabló con empresas de Alejandro de Pedro --considerado el conseguidor de la trama Púnica-- para defraudar al Ayuntamiento de Cartagena y a la Consejería de Educación de la Región de Murcia.

Sobre uno de los contratos, dirigido a mejorar su reputación en redes sociales y que no se llegó a firmar, dijo que estaba previsto que lo pagara el partido, un dato que días después confirmó un cargo regional del PP. Tras estas diligencias se produjo la petición de la Fiscalía.

En la exposición razonada del entonces magistrado del Juzgado Central de Instrucción número 6 se subrayaba también que la senadora del PP presuntamente sufragó con dinero público trabajos particulares como la limpieza y cuidado de su reputación en redes sociales y la creación de un diario digital que emitiese informaciones favorables.

Así, entre junio y septiembre de 2014 los trabajos se facturaron como "campaña de publicidad Turismo Cartagena" por 4.840 euros --que se pagaron de forma fraccionada para eludir los controles de la Intervención--. Posteriormente, De Pedro valoró realizar esta labor de forma conjunta con la que tenía previsto hacer para el expresidente murciano Pedro Antonio Sánchez, también imputado en este caso.