6 de abril de 2020
14 de abril de 2014

Mejora la confianza de los consumidores navarros en el primer trimestre del año

PAMPLONA, 14 Abr. (EUROPA PRESS) -

La confianza de los consumidores navarros, medida a través del Índice de Confianza del Consumidor (ICC), refleja señales de recuperación en el primer trimestre del año tras el perfil de estabilidad observado el trimestre anterior, tras mejorar 8,2 puntos respecto al periodo precedente y 16,3 puntos en términos interanuales, aunque todavía se mantiene lejos del 0 que reflejaría la recuperación.

La mejora de la confianza de los consumidores se refleja en prácticamente todos los componentes, donde destaca la recuperación de la valoración del ahorro, el momento de compra, la moderación del deterioro de las expectativas del mercado laboral y el optimismo mostrado en la situación económica tanto actual como esperada y en las expectativas sobre la situación financiera.

Tan sólo las previsiones sobre demanda y la compra de primera vivienda muestran opiniones pesimistas para este periodo, según se desprende de la Encuesta de Coyuntura Económica de los Consumidores, que el Instituto de Estadística de Navarra realiza trimestralmente a una muestra aleatoria de 640 hogares.

El Índice de Confianza del Consumidor muestra señales de recuperación, tras el perfil de estabilidad observado el trimestre anterior y sitúa el índice en -13,3, superando tanto el -21,5 estimado el trimestre anterior, como el -29,6 alcanzado el primer trimestre de 2013.

Este mayor dinamismo proviene de la favorable evolución de todos los componentes, fundamentalmente observada en la recuperación de las expectativas del mercado de trabajo, que se sitúan en -4,1 tras el -17,4 del periodo anterior; del optimismo estimado en la situación económica esperada, tanto general como del hogar, que pasan de -19,6 a -9,8 y de -10,2 a -2,3, respectivamente; y, en menor medida, de la favorable evolución de las previsiones de ahorro que se sitúan en -36,8.

En términos interanuales, la situación económica general esperada y las expectativas sobre el mercado laboral reflejan las opiniones más optimistas, mostrando las previsiones sobre el ahorro el descenso más acusado.

El Índice de Sentimiento del Consumidor mantiene la senda alcista iniciada el tercer trimestre de 2013 y sitúa el índice en 74,8, superando tanto el 65,5 registrado el trimestre anterior como el 45,7 alcanzado en términos interanuales.

Esta recuperación del índice deriva del mayor dinamismo observado en todos sus componentes, donde destaca el avance reflejado en el momento de compra, que pasa de 61,8 a 90,2, y del optimismo estimado en la situación económica del hogar tanto esperada, con 97,2 como actual con 61,4.

Por su parte, la situación económica general, tanto actual como esperada, reflejan el avance más moderado y sitúan el índice en 40,1 y 85,4 respectivamente. En términos interanuales, todos los componentes reflejan opiniones más favorables en sus resultados.