29 de enero de 2020
  • Martes, 28 de Enero
  • Lunes, 27 de Enero
  • Domingo, 26 de Enero
  • Sábado, 25 de Enero
  • Viernes, 24 de Enero
13 de diciembre de 2019

Luis del Val.- Una juez de Teruel...

MADRID, 13 Dic. (OTR/PRESS) -

La juez se llama Amparo Monge Bordejé, y acaba de dictar sentencia sobre la mofa, befa y escarnio que algunos ciudadanos propagaron por Internet, a raíz del asesinato de dos guardias civiles. Alguno de ellos publicó cosas tan delicadas como ésta: "Me cago en la memoria de estos perros bastardos". "Me burlo de las memoria de los guardias civiles, perros malditos".

La juez, Amparo Monge Bordeje (o Bordejé), considera que estas expresiones "no afectan al derecho al honor y a la integridad de los familiares, no son suficientemente gruesas para entrar en el terreno penal y no deriva una sensación de envilecimiento o de humillación, vejación e indignidad; en definitiva no se persigue cosificar a las víctimas y al dolor de sus allegados".

Vamos a ver si lo entiendo. Si yo, un supuesto, me enterara del fallecimiento de un padre, una madre, un hermano o un hijo, que ignoro si lo tiene, de la juez de Teruel Amparo Monge Bordejé, y dijera o dijese de sus parientes muertos que "me cago en la memoria de esos perros bastardos", y añadiera lo de "perros malditos", la juez Amparo Monge Bordejé ¿no se sentiría humillada, vejada e indignada? ¿Nada? ¿Ni un poquito? Pues ¡Joder qué cuajo tiene la juez Amparo Monge Bordejé, qué resignación cristiana, y qué tragaldabas, porque cualquiera de los 47 millones de ciudadanos de este país, que estuvieran en uso de razón, se sentiría humillado, insultado y jodido!

Decía Pitigrilli que un juez debía de tener sentido común y, si sabía algo de Derecho, mucho mejor. Tengo la impresión de que la juez Amparo Monge Bordejé debe de saber mucho de Derecho, pero tengo dudas sobre su sentido común, y espero que esta osada afirmación no la lleve a encausarme. Porque si lo de "cagarse en la memoria de los perros bastardos", refiriéndose a los dos guardias civiles asesinados, no envilece, y a ella parece que no le humillaría que a sus familiares muertos les llamaran "perros malditos", creo que sería suspicaz por su parte fijarse en mis dudas. O demostraría la ausencia de sentido común.