27 de mayo de 2020
16 de noviembre de 2018

El Gobierno pide al resto de fuerzas políticas que apoye una ley de cambio climático que es "asunto de Estado"

El Gobierno pide al resto de fuerzas políticas que apoye una ley de cambio climático que es "asunto de Estado"
EDUARDO PARRA - EUROPA PRESS

MADRID, 16 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno ha pedido al resto de las fuerzas políticas consenso y apoyo para aprobar la ley de lucha contra el cambio climático y transición ecológica que aborda "un problema urgente que no puede esperar" y que considera un "asunto de Estado".

Durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, la ministra portavoz, Isabel Celaá, ha recordado que esta semana el Gobierno ha presentado el borrador de la futura ley de cambio climático que ha manifestado su deseo de poder "consensuar" la norma con el resto de las fuerzas políticas.

Celaá ha defendido que el borrador de la ley aborda un "problema urgente que no puede esperar" porque preocupa a los españoles, ya que el 87 por ciento de los españoles considera que el cambio climático es un asunto de gravedad y "preocupante" y confía poder remitir a las Cortes el proyecto de Ley antes de final de año.

Así, defiende que el Gobierno tiene la "obligación" porque es una "política de Estado" de dar un "importante impulso" a las renovables y "apoyar" a la industria de la automoción para ordenar y sustituir en plazos razonables los vehículos de combustión por otros que cumplan los compromisos del cambio climático.

En este proceso, asegura que los ciudadanos y la industria de la automoción "no estarán solos" en el proceso de transición hacia los vehículos eléctricos, que contempla que desde 2040 no se podrán vender en España vehículos con emisiones directas de dióxido de carbono (CO2).

En ese sentido, ha indicado que el Gobierno tiene la obligación, como política de Estado, de impulsar las energías renovables y de apoyar a la industria de la automoción para llevar a cabo una transición ordenada que sustituya "en plazos razonables" (22 años) los vehículos de combustión por otros más ecológicos que cumplan con los compromisos de cambio climático.

El Gobierno trabaja en el anteproyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética que, entre otros objetivos, contempla que desde 2040 no se pondrán comercializar vehículos de gasolina, diésel, de gas e híbridos, mientras que desde 2050 tampoco podrán circular.

La ministra portavoz indicó que el Gobierno "no dejará solos" ni al sector del automóvil ni a los ciudadanos en este proceso hacia los vehículos eléctricos, ya que es consciente de la "vital importancia" de este procedimiento.

En este sentido, subrayó que desde el Ejecutivo están trabajando "muy activamente" con la industria del motor, que calificó como "ejemplar", al tiempo que expresó su convicción en que esta favorecerá la movilidad del futuro, lejos de la contaminación actual.

"El Gobierno estará a su lado permanentemente. Este proceso de transformación es parte sustancial de la nueva ley de Cambio Climático, que tiene el objetivo de preservar la salud de los ciudadanos y la calidad del aire en las ciudades", añadió Celaá.